viernes, 8 de junio de 2012

NERO WOLFE (RELATO Y RECETA)


Mi primera portada –vendrán tres más- de Nero Wolfe, el atípico detective que resuelve sus casos sin salir de su casa con la ayuda de su fiel ayudante Goodwin. El obeso Wolfe dedica la mayor parte de su tiempo a cuidar sus orquídeas y beber diez litros diarios de cerveza. Al final de cada relato convoca en su propio salón a los relacionados con el caso y lo increíble es que vienen todos, incluso el asesino y el oficial de policía Saúl Panzer.  Cuando Wolfe desenmascara al culpable se dirige así a Panzer:

-Lléveselo, agente, la presencia de ese sujeto ultraja estas paredes.

Y ahora otro intrincado caso del Inspector Duralex:
EL INSPECTOR DURALEX Y EL ZAFIRO MALDITO
La vitrina de cristal estaba hecha añicos y el Zafiro Bangalore había desaparecido. El vigilante nocturno del museo explicó a Duralex que estaba haciendo su ronda cuando alguien se le acercó por detrás aturdiéndole con un golpe en la cabeza con una lata de fabada La asturiana. Aparentemente el ladrón entró por una claraboya y bajó por la pared usando zapatos de ventosa, como una mosca humana. En el museo tenían una enorme pala matamoscas para estas ocasiones pero se habían dejado sorprender por el ladrón.
-¿Porqué querría alguien el Zafiro Bangalore?  – objetó  el director del museo-. ¡Tiene una maldición!
-¿Una maldición? –se apresuró a preguntar el Inspector Duralex.
-El primer propietario de la joya fue un virrey inglés al que encontraron plantado boca abajo en un parterre de su jardín en Bombay. Al cabo de unos años el zafiro reapareció en posesión de un millonario de Marbella que se incendió espontáneamente cuando se lavaba los dientes. Parece que la maldición aún funciona  porque cuando el museo lo adquirió el consejo de administración en pleno se puso en fila india y danzando El baile de los gorilas de Melody se precipitó por la ventana.
-Bueno –resolvió Duralex-, quizás sea una joya con mala suerte pero es valiosa y si quieren recuperarla vayan a la tienda de chuches de Aureliano Buendía. Encontrarán el zafiro en su bolsillo izquierdo.
¿Cómo lo descubrió el Inspector Duralex?
El día anterior Aureliano Buendía dijo. “ Jo… si consiguiera un zafiro bien gordo podría dejar el negocio de los chuches.”
-Se delató a sí mismo –sentenció Duralex.
POLLO A LA CERVEZA
Esta receta le encantaría al sibarita Wolfe: dorar el pollo en aceite después de pasarlo por harina.  Una vez frito sazonar con sal y pimienta y añadir champiñones cortados a láminas, un pimiento rojo a dados, una cucharada sopera de mostaza a la antigua (la de semillas) y la cerveza hasta casi cubrir el pollo. Tapar la cazuela o la sartén y dejar cocer con el fuego al mínimo una media hora. Recomiendo acompañarlo con patatas fritas o arroz salteado.



43 comentarios:

Isabel dijo...

Este Nero Wolfe, es la caña, no sé quién es más raro, si el inspector que invita al asesino a su casa o el asesino que se presenta en ella, invitado para resolver el caso. Eso si que es increible.
La receta me la apunto, el pollo tiene que estar muy jugoso así, mmmmm, qué rico!
Besos mussol

Lluís Bosch dijo...

La historia del detective obeso me ha divertido, la verdad es que no lo conocía.
Hace poco estuve en una barbacoa popular (en Les Planes) i observé una forma de hacer el pollo a la cerveza:
-se echa el pollo en la parrilla con buena brasa, se abre una lata de cerveza, se le pega un trago y se tira un chorro al pollo. Y así alternativamente, hasta que ya está cocido. Hay que ver como chisporrotea el fuego.

miquel zueras dijo...

Esas novelas son muy buenas pero cuesta creer que el culpable vaya tan ancho a casa de Wolfe sabiendo que no se le escapa ni una. Ese Goodwin debe ser masoca porque además de ir de aquí para alla mientras Wolfe se queda en casita lo trata como un esclavo y le paga una miseria. Este pollo -el que pensaba hacer para Dani- está mucho mejor si lo comes al dia siguiente. Besos, mussol. Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Lluís? Fue un personaje muy popular en los años 30 con sus programas radiofónicos y en los setenta por una serie con William Conrad en el papel del detective. Tiene que estar bien esa forma de preparar el pollo, las barbacoas y la cerveza son una combinación estupenda, lo he de probar con whisky. Saludos. Borgo.

WOLFVILLE dijo...

¿Para cuando una revista impresa con todo este maravilloso material? :)

Maldición, que envidia de los yankys!! Que publiquen esas novelas de Stout aqui, que solo he podido leer las tres más o menos conseguibles en la hispania. Me encanta el señor Wolfe.

Un saludo!!

Aris dijo...

menudo es el detective Duralex. Eso de reunir a todos incluido el asesino es típico de Agata Christie, es como el no encender la luz cuando entran a registrar un escenario (para no gastar?)

miquel zueras dijo...

Hola, Wolfville. Yo he conseguido conservar algunos libros de Nero Wolfe publicados en los años sesenta de la Editorial Molino que compraron mis padres. La obra de Rex Stout es ahora tan dificil de encontrar como la de S.S.Van Dine del que hice una portada que publiqué en mi blog el 2 de febrero. ¡Con lo buenos que son esos autores! Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Aris. ¿Has visto la película "Un cadaver a los postres"? Si no es así te la recomiendo porque pone en solfa todos los convencionalismos de los personajes detectivescos. Lástima que Wolfe no aparecía en esta comedia. Saludos. Borgo.

El Tirador Solitario dijo...

Vaya con el Nero Wolf, es la repera...recuerdo una versión televisiva, no se si de los 80 o así, protagonizada por Willian Conrad, el mítico Cannon...pero sin duda la irrupción de Duralex, y su fino surrealismo es todo un pelotazo!!

Y me apunto ese suculento pollo, para que que alguien que sepa manejar fogones lo prepare como Dios manda...menuda pinta que tiene!!

Un abrazo.

Víctor M. Lázaro dijo...

Lo del baile de los gorilas ha sido demasiado para mi body...jejeje. Divertido minirrelato y abriendo boca con la receta.

Un abrazo.

miquel zueras dijo...

Hola, Tirador. Recuerdo muy bien esa serie de los primeros 80 con William Conrad, ya que apenas hay películas con Nero Wolfe al menos hay esa estupenda serie que tengo en DVD aunque me temo que Duralex también lo tiene crudo para pasar a la pantalla. No hace ser ningún experto en fogones para ese pollo, hombre, anímate a prepararlo. Abrazos. Borgo.

SqSmaravillosa dijo...

Hola Borgo! Muy buena la historieta del inspector Duralex,¡hay que ver que imaginación tienes! aunque desde luego a Duralex le resultó bastante fácil este caso jajjaja.Me imagino a Marquitos, es el típico hombre dueño de un Kiosco de aquí de Alcoy que está abierto las 24 horas del día y que vende chuches y revistas, bajando la pared con unos zapatos de ventosa y me parto de risa: es que yo suelo poner cara a todos estos personajes y si es gente conocida más gracia me hace.He cocinado alguna vez el pollo a la cerveza y está super sabroso; por cierto en una barbacoa que compartí con amigos de Capoeira brasileños, ellos también rociaban el pollo a la brasa con la cerveza y estaba para chuparse los dedos. Besos querido Borgo.

Nocivo dijo...

hay que ver lo que da de sí una lata de fabada de La Asturiana, que tan pronto te ayuda a cometer un robo como que te quita el hambre.

La receta me la apunto, que el pollo debe quedar buenísimo.

Sidhe dijo...

Pobre Aureliano que le perdió la lengua y la avaricia...


Tendré que probar el pollo a la cerveza a tu manera, yo cuando lo hago le pongo cebolla, champiñones o gírgoles y patatas laminadas o en dados.

Bon cap de setmana! (Por fiiiiiiiiiiiin)

Clementine dijo...

Me chifla tu portada de Nero Wolfe, Miquel, está realmente genial. Y la imaginación que le echas a los casos del inspector Duralex, personaje que bien merece su propio libro recopilatorio. Me encantan estas entradas tres en uno. Besos, Borgo.

miquel zueras dijo...

Gracias, Víctor. Un buen pollo a la cerveza siempre viene bien después de un relato o lo que sea. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, SqS. Pues estoy leyendo un libro sobre marcas y diseños y hay que ver lo que ha producido Alcoy: el papel de fumar Smoking -¡precioso logo!- Aceitunas La Española con su curiosa mascota a base de aceituna, palillos y latas... y la muñeca Nancy ¿La recuerdas? Ese pollo a la cerveza brasileña debía estar muy bueno sobre todo si había caipirinhas. Besos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Nocivo. Te recomiendo la fabada, el pollo y tiramisú de postre. Ya tienes todo un menú. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Sidhe. El pollo siempre combina de maravilla con las patatas ¡Qué bueno queda! Veo que tenías ganas de que llegase el finde, yo también te deseo muy buen cap de setmana. Borgo.

miquel zueras dijo...

Gracias, Clementine. Tenía ganas de publicar una de esas entradas "Tres en uno" con su relato y su receta. Espero que vengan más. Besos. Borgo.

Jorge - Acostaosestámejó dijo...

El pollo a la cerveza se hace en casa de mi santa madre desde que tengo uso de razón o mejor dicho desde que dicen que tengo uso de razón, está muy bueno y es muy socorrido -como se dice por aquí- ya que se hace relativamente rápido y fácil.

Me gusta la historia del detective que convoca a la todo el mundo en su casa para resolver los casos, ya se sabe que como en tu casa en ningún lado

Saludos Miki.

miquel zueras dijo...

Hola, Jorge. He probado el pollo a la cerveza en Irlanda que allí se hace con cerveza negra y también está muy bueno, queda un poco caramelizado.
Sí, es desde luego curioso lo de Wolfe y sus reuniones en casa. Me lo imagino sacando canapés y cacahuetes y señalando al asesino de turno. Saludos. Borgo.

FATHER_CAPRIO dijo...

Deb.o ser un bicho raro o un especimen afortunado. En la colección "Grandes Maestros del crimen y misterio" de Ediciones Orbis, aparecieron 6 libros (creo) con tres novelas cada uno de Rex Stout.
Un pequeño tesoro con títulos como Las arañas de Oro, La dama del velo u Orquideas negras

Es un poco tmprano pero el pollo estimula mis jugos gastricos.

Saludos.

fiona dijo...

No sé si me gustan más tus ilustraciones, tus historias o tus recetas...un completo, jajaj.

1besico!

pd. Lo del pollo con cerveza negra que dices, que se queda caramelizado tiene que estar impresionante.

miquel zueras dijo...

Hola, FATHER. Recuerdo esa colección Orbis. Trátala como un tesoro que lo es y la novela "Orquídeas negras" es una de las mejores de Nero Wolfe. Aquí se encuentra en DVD un telefilm basado en este relato con Peter Ustinov en el papel del detective. Que aproveche el pollo. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Fiona. Ha sido, como dicen los cocineros, echar toda la carne en el asador: ilustración, relato y receta. Un trifásico.
He preparado en casa este pollo a la cerveza negra con el añadido de una cucharadita de curry en polvo, te lo recomiendo. Besicos. Borgo.

Sr.Pérez dijo...

Voy a revisar las entradas antiguas para ver si hay más posts de la "Serie Duralex", me ha gustado el sesudo análisis efectuado. ¿Cómo habrá llegado a la conclusión de que estaba en el bolsillo izquierdo y no en el derecho? Me hallo sorprendido y encervezado como el pollo. Quiero más Duralex!!

miquel zueras dijo...

Hola, Sr. Pérez. Es que al sagaz Duralex no se le escapa una, igual resuelve un complicado caso y al mismo tiempo está preparando un pollo cervecero. Saludos. Borgo.

Marcos Callau dijo...

¡Pobre vigilante nocturno! Al menos, cuando despertara, se podría preparar una fabada. Un abrazo, Miquel.

miquel zueras dijo...

Hola, Marcos. Desde luego es un consuelo. Con un paquete de choped no habría sido lo mismo. Abrazos, Marcos. Borgo.

Pablo Daffari dijo...

Me encanta la capacidad de síntesis de tus dibujos. Me encanta la receta del pollo a la cerveza y, definitivamente, me encantan los sombreros.
Un saludo.

miquel zueras dijo...

Muchas gracias, Daffari. En lo de los sombreros el mérito no es mío, es del inspector Duralex que los lleva con mucho estilo. Saludos. Borgo.

Alimaña dijo...

Es que la cerveza es buena para todo, acompaña estupendamente con cualquier cosa.
Ah! Ten cuidado con el cuervo, ya sabes que les encantan las piedras brillantes... Deshazte del zafiro ya jajaja

Saludos Miquel y gracias por el "3 en 1".

miquel zueras dijo...

Hola, Alimaña. Si yo fuera Duralex tendría claro quien es el culpable, el cuervo, como la urraca de "Las joyas de la Castafiore".
Lo del tres en uno me recuerda a aaquel chiste del niño que se despierta al oir los chirridos de la cama de sus padres y le dice a su padre que está en pleno fornicio: "Papá, échale tres en uno" y el padre: "Nene, hago lo que puedo..." Saludos. Borgo.

maslama dijo...

pues me he reído un montón con la historia (¡qué buena parodia, de las novelas de detectives y también de las famosas maldiciones de piedras conocidas!) y tomo cumplida nota de la receta, eso sí, mejor con arroz, que frito y con patatas ya es un exceso :)

por cierto, como de costumbre espectacular la portada, esta vez lo que más me llamó la atención fue la composición, clara y sugerente

besos,

Piru dijo...

Estimado Miguel, cuando puedas pásate por el blog porque tengo una pequeña sorpresa para usted,

un abrazo

Licantropunk dijo...

Llamarse Duralex y toparse con una vitrina rota es una aliteracíon vital además de una provocación insoportable para cambiarse de nombre.
Saludos.

miquel zueras dijo...

Hola, Maslama. Me alegra mucho que te guste. A la portada he intentado darle un toque a lo novela de bolsillo de los años 30, un pulp como los llamaban entonces. No sé si lo conseguí del todo. Besos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Amigo Piru: ¡muchísimas gracias por incluirme en su Liebster! Son cosas como estas que te llenan de ilusión las que te animan a seguir con este blog que empezó como una forma de publicar mis historias y no darles tanto la tabarra a mis - por entonces- compañeros de piso. Gracias de nuevo por acordarse de mí. Un abrazo desde Borgo, su casa. Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal Licantropunk? Suerte que el inspector no es aquel "hombre de cristal" que interpretaba Samuel L. Jackson en "El protegido" pues recuerdo que el duralex al caer al suelo se rompía en un millón de pedacitos. Recuerdo a mi madre echando pestes y recogiendo cristales una semana después. Saludos. Borgo.

ricard dijo...

Bueno, para detective raro, Conan (son unos dibujos animados japoneses), un adulto encerrado por una venganza en el cuerpo de un niño que resuelve todos los casos que se le presentan (es un gafe, adonde va se comete un asesinato); para no revelar su identidad, se esconde y habla como si fuese un inspector de policía que está en la habitación dormido y acompañado de todos los sospechos, criminal incluído; curiosamente, nadie se sorprende de que el policía hable durmiendo y sin mover los labios.

Me apunto la receta; parece fácil, a ver si me apunto un tanto con mi señora, que es una fan del pollo en la mayoría de sus variantes.

Saludos.

miquel zueras dijo...

Hola, Ricard. Ostras, pues sí que es raro ese Conan y además con todo el montaje de la habitación, alucinante. Es una serie que solía ver mi hijo pero yo no le prestaba mucha atención porque estoy algo empachado de dibujos japoneses.
Esta receta es muy sencilla, seguro que te saldrá bien. La última vez le añadí pimiento rojo cortado en tiras y quedó muy bueno. Buen provecho. Borgo.

Pablo Daffari dijo...

Si bien algunos imponderables me impiden tiempo para participar en tu blog como quisiera, mi Sra. me pide que te transmita que tu receta de pollo a la cerveza es la más fácil, sabrosa y resultona de cuantas ha cocinado. Un saludo.