miércoles, 23 de noviembre de 2016

DOS TURISTAS EN SODOMA (Relato)

 Mi amigo Eliseo y yo nos hemos apuntado a un viaje organizado Sodoma-Gomorra. Eliseo aparca su Citroen en el parking del hotel Maná y nos reunimos con los demás turistas que aguardan al guía frente a la Torre de los turcos, la entrada a las murallas de Sodoma. Un viento pesado sopla desde el mar; el viento denso y sofocante del Mar Muerto.
Estando en tierras bíblicas nadie se sorprende demasiado al ver que el guía es un ángel.
-No se separen del grupo. Por las ruinas hay alacranes y perros salvajes –nos advierte-. Normalmente somos dos guías pero mi compañero tiene hora con el ginecólogo.
-Si no es indiscreción… creía que ustedes no tenían sexo –dice un turista francés.
-Pues sí, tenemos dos. Somos hermafroditas –aclara el guía y se vuelve con un frú-frú de alas batientes-. Síganme, por favor.
Seguimos al guía que se alza cuatro palmos sobre el suelo. No le hace falta enarbolar un paraguas.
Estas son las ruinas de Sodoma –nos informa el guía y señala hacia oriente-. Y a unas tres millas las de Gomorra. La colina que se alza enfrente es la que los árabes llaman Gebel Usdum o Monte de la Sal. Se supone que es la estatua de la mujer de Lot, convertida en sal al girar la cabeza y contemplar la destrucción de la ciudad.
 Aparte de restos de muros de barro y ruinas de arcilla cocida no había gran cosa que ver de Sodoma. Eliseo y yo nos volvimos a nuestra habitación y, después de asearnos, fuimos a tomar una copa al San Vito´s, la discoteca del hotel.
Disfrutando de su cóctel Margarita con mucha sal, Eliseo está exultante pensando en el itinerario de mañana: “…porque de Sodoma se han escrito muchas cosas, y vimos a los sodomitas en la película La Biblia de John Huston, pero ¿y en Gomorra? ¿Qué había en Gomorra…?”
Nos acercamos a dos turistas australianas que también toman Margaritas en la barra. La labia de Eliseo surte efecto enseguida y los dos se retiran hacia los oscuros reservados del fondo. Yo no tengo tanto éxito con la mía –pelirroja, cara de hámster delgado y cuerpo de hámster gordo- ha tomado demasiados cócteles y al poco rato improvisa una almohada con los brazos sobre la barra, acomoda la cabeza y empieza a roncar.
 Súbitamente, una gran explosión y una gran llama resplandeciente parecen caer del cielo sobre el Monte de la Sal. Un clamor de voces asustadas parece surgir de todas partes. Eliseo y la australiana salen a medio vestir del reservado.
-¡Al coche, Miquel! ¡Hay que largarse rápido de aquí!
Salimos a la carrera. Otras llamas se extienden aquí y allá cercando el horizonte. Oímos al ángel lamentarse por encima de nuestras cabezas:
-Ya vuelve a ocurrir –suspira-… cuando alguien la da al foki-foki en esta ciudad se arma la de Dios. ¡Van a caer chuzos de fuego y azufre!
Nos metemos precipitadamente en el coche de Eliseo. El ángel nos advierte: “¡Pase lo que pase, no se vuelvan hacia atrás! “ Sus palabras quedan ahogadas por el ruido del motor cuando Eliseo gira la llave de contacto, pisa el pedal de embrague, mete la marcha y al iniciar la maniobra mira mecánicamente por el retrovisor.
Eliseo se queda mudo, inmóvil, mirando sus piernas. Una fragancia de salitre invade el interior del coche. Aulla: “¡No es justo! ¡No he vuelto la cabeza, sólo he mirado por el retrovisor!!!” Se oye una voz de trueno desde las alturas: “Hummm… es verdad.”
 Y me desmayo.
El misericordioso Yahvé detuvo la salinización de Eliseo cuando se había convertido en estatua hasta la cintura. Sólo puede estar sentado y su vida sexual se ha visto seriamente mermada pero está bien de salud. Hoy hemos ido al médico y se ha limitado a recomendarle una dieta baja en sodio.
DORADA A LA SAL
 Vale, es un rodaballo, pero es que no tengo ningún dibujo de una dorada. Éste es uno de los platos típicos al que recurren los cocineros aficionados cuando quieren causar buena impresión.
Necesitaremos sal especial para horno, de la gruesa. Calentar el horno a 200Cº.
Coger una bandeja para horno y echar sal la justa para cubrir el fondo y un chorrito de aceite de oliva para que la dorada no se pegue a la bandeja.
Cubrir completamente las doradas con la sal y echar por encima un vaso de agua para que la sal no se tueste demasiado. Introducir en el horno y dejar cocer a 200ºC unos 30 minutos. Sacar del horno, romper la capa de sol con un cuchillo y… ¡ya está! Es muy fácil. Recomiendo comer pronto la dorada para que la sal no penetre demasiado en la carne y quede muy fuerte. Nada como una ensalada verde para acompañar.
LA SUPERLUNA
¿Qué, vieron la gran luna del pasado día 14?





sábado, 12 de noviembre de 2016

POTI POTI DE OTOÑO

Otra de esas entradas con un poco de esto y aquello...
SPECTRUM (Relato fantasmal)



 Reiko Asakawa está sentada sobre el suelo de tatami de su apartamento en un suburbio de Tokio viendo la sexta temporada de Juego de tronos cuando en ese momento aparece una mano reptando por el borde inferior de la puerta deslizante. Una mano como una araña huesuda con las uñas pintadas de esmalte blanco descascarillado. Detrás viene un cuerpo flaco, una cabellera blanca y un par de ojos que relucen bajo el resplandor de la lámpara de cien vatios. Un fantasma.
Sus dedos arácnidos dejan un objeto negro al lado de Reiko; una cinta de video sin etiqueta. En silencio, el espectro atraviesa la pared y se reúne con el implacable viento nocturno.
Japón es un buen lugar para los fantasmas, todos esos paneles de papel y puertas correderas facilitan a los espectros penetrar en las casas. 
Ha dejado para Reiko una cinta maldita que, al ser vista, el espectador morirá una semana después. Los adolescentes que la vieron aparecieron muertos con los rostros deformados por un rictus de miedo atroz.
 Una semana más tarde el fantasma regresa al apartamento de Reiko filtrándose a través de la fina pared de papel washi traslúcido. Reiko está sentada comiendo un bol de fideos udon mientras contempla la séptima temporada de Juego de tronos recién descargada. El fantasma gruñe algo con entonación ascendente, una pregunta.
-¿No has visto la cinta?
-¿Pero tú que te crees, que aún seguimos viendo videocasetes de VHS?!!!  ¿Cómo se puede ser tan obsoleto? –Reiko le alarga la cinta de video-. Anda, toma tu video y vuélvete a jugar al Tetris con tu consola Spectrum o lo que sea que uséis en el Más Allá.
El fantasma coge la cinta y, con un suspiro, atraviesa incorpóreamente la mampara anotando mentalmente que ha de pedir al Señor del Inframundo copias de la cinta en Blu-Ray.
¿Habrá algún lugar a donde van a parar los aparatos obsoletos?
 
TARANTINO YA TIENE SU VILLANO FAVORITO
 
El director ha declarado su fascinación por un personaje en particular: El oficial de las SS Hans Landa, interpretado por Christoph Waltz, de su película Malditos Bastardos (2009). "Landa no es un villano convencional -señala Tarantino-. Derrocha un halo de fascinación, humor negro e inteligencia que hace que nos caiga hasta bien.""No fue nada fácil la búsqueda del actor que asumiese el rol de Landa. Estaba seguro que si no lo hacía bien, cancelaría la película". Por suerte apareció Waltz en escena, quien bordó el papel.
Una de mis escenas favoritas, los líos que se puede meter uno en la Alemania nazi por pedir tres copas de manera inadecuada:
 YA TOCABA UNA RECETA: LOMO AL ROQUEFORT
 
Para mis amigos del otro lado del charco: Tranchete-Chanquete era un personaje de la popular serie "Verano azul" de la TV española.
Sofreír unos filetes de lomo y reservarlos en un plato. Con el fuego bajo fundir un poco de mantequilla y añadir el roquefort aplastándolo con un tenedor para que se deshaga. Cuando esté desmenuzado vertir crema de leche y remover, pues si hierve tomará un sabor muy fuerte. Incorporar los filetes a esta salsa cremosa que no necesita sal ni pimienta por el acentuado sabor del roquefort. Recomiendo acompañar el plato con arroz blanco salteado.
¿Sabían que Norman Bates ha cerrado el motel y se ha hecho monologuista?






martes, 1 de noviembre de 2016

CRIATURAS DE LA NOCHE

Con este relato participo en la convocatoria Halloblogween con el tema Criaturas de la noche del blog ¿Quieres que te cuente? Se trata de escribir un cuento de no más de quince líneas sobre alguna criatura nocturna.
LA LLORONA
Tenía que enviar el dibujo para una portada a primera hora del día siguiente. Aún seguía  trabajando ya muy entrada la noche cuando irrumpió la llorona en mi habitación.
Me quedé helado. No podía mover un solo musculo viendo a aquel espectro totalmente vestido de blanco profiriendo horribles gritos y alaridos -¡Aaaaay, mis hijooos!!!- gemía. Una cascada de lágrimas fantasmales brotaba de las negras cuencas de sus ojos.
De repente la habitación quedó mágicamente vacía. Repleta, eso sí, de ecos de llantos  e  infinitas  ausencias  todavía presentes.
Hablando de ausencias: se ha llevado mi paquete de kleenex.
FIN
JORNADA CULINARIA Y TERRORÍFICA
 Cuando publiqué en Borgo mi portada de la célebre novela Soy leyenda, un grupito de fans del libro se puso en contacto conmigo y acordamos que celebraríamos una comida en mi piso con el único menú que aparece descrito en éste: zumo de tomate, lonchas de cordero y alubias; la cena del protagonista Robert Neville, el último hombre vivo en un planeta infestado por vampiros.
“Neville se sirvió un vaso de zumo de tomate, dio la vuelta a las lonchas sobre la plancha y apagó el fuego del cazo de las alubias.
Ben Cortman gritaba:
-¡Ven, Neville!
Neville se sentó, dejó escapar un suspiro y empezó a comer.”
(Soy leyenda. Richard Matheson)
Uno de los momentos más frikis de la velada. Yo soy el del centro, y me parece que el vampiro de la izquierda tiene las manos algo largas.
Hoy salgo a buscar rovellons (níscalos) que por aquí somos muy micófagos (comedores de setas) Antes desconecto el ordenador, cuando éste se da cuenta de que empieza a apagarse murmura: “Miquel, Ya sé que no me he portado del todo bien. Sé que he tomado últimamente algunas decisiones equivocadas, pero puedo asegurarle que mi trabajo volverá a la normalidad”...
Esto me lo hace desde que me descargué el 2001 de Kubrick.
Alguien aporrea mi puerta –odio los timbres-, qué raro… ¿quién podrá ser a estas horas de la noche?

...Y un cuento de fantasmas muy, muy breve.

lunes, 24 de octubre de 2016

EL DÍA QUE IVÀNOV VLADIMIR FUE A CAMBIAR EL MÓVIL

(Drama ruso en 1 acto)
Ivànov Vladimir entra en la tienda Karamazov Hnos. Telefonía Móvil. Coge un número de la máquina y se dirige a la mesa con un letrero donde se lee Atención al cliente a cargo de  la empleada Selvinski Galina. En la cola, delante de Vladimir, un cosaco se lamenta a Galina que se quedó sin cobertura en medio de la estepa lo que le causó una profunda pesadumbre existencial.
 El cosaco se marcha dejando a Galina sumida en un mar de zozobra y confusión. La vida de Galina no ha sido un camino de rosas. Se crió en España donde estaba destinado su padre, agregado militar de la embajada rusa. Sus compañeros de colegio le cantaban: “La Galina Tururetaaaa!” imitando los aspavientos de una gallina ante el regocijo general, hasta el profesor se meaba de la risa.
Una premonición de inminente catástrofe se extiende como un banco de niebla sobre Karamazov Hermanos cuando Vladimir muestra su ticket con el número a Galina y dice:
-Quisiera cambiar mi móvil.
-¿Tiene la factura o una copia del contrato? –pregunta Galina intentando conservar el aplomo aunque nota que su mundo, tal como lo conocía, empieza a derrumbarse.
-Perdí  el portafólios con todos mis papeles durante el asalto al Palacio de Invierno –responde Vladimir-. Tynianov Natasha, mi parienta, siempre me lo dice: “Vladi, no te lleves documentos a esos fregados que luego lo pierdes todo, si es que eres un desastre.” 
 Galina saca una petaca de vodka y toma un largo trago para infundirse valor pues se dispone a formular una pregunta que es la quintaesencia de la paradoja humana:
-¿Qué problema tiene con su móvil?
-Mire usted –Vladimir introduce una mano en su bolsillo izquierdo y saca un arenque ahumado –Huy, perdón, es el otro bolsillo-. Introduce una mano en su bolsillo derecho y saca un móvil color azul báltico-. Es un Galaxi Note-7 Samsung. Se recalienta tanto que a veces no puedo ni sostenerlo… ¡Eh, mire! ¡El móvil empieza a echar humo! ¡Está ardiendo!
El teléfono explota con violencia cubriendo el escenario de polvo y cascotes. Sangre y vísceras salpican a los espectadores de las tres primeras filas.  La orquesta ataca la partitura de la romanza Ochi Chornia mientras el público aplaude con entusiasmo.
 UN MAL DÍA EN EL SET DE DOBLAJE
Mañana tengo una prueba de doblaje para una serie de animación (Hotel Zombie) y estoy nervioso pues la última fue bastante accidentada. En un escena cargada de tensión sexual de Pequeñas mentiras sin importancia mi compañera se sintió mal y fue sustituída en el minuto 0.29. Yo me desconcentro y en el minuto 0.40 la pifio en la sincronización.
Claro que al lado de Marion Cotillard es normal que uno se descontrole.
EL PERSEGUIDOR
Me encanta que me encarguen una portada de uno de mis libros favoritos. El perseguidor, una de las mejores novelas de Cortázar; imprescindible.



jueves, 13 de octubre de 2016

PASAMOS A PUBLICIDAD

GENTE QUE LLAMA A MI PUERTA (3)
 Suena un timbre. Sigo odiando los timbres, pero esta vez es el interfono. Reduzco el fuego y tapo la cazuela del pollo a la paprika centrada sobre una araña azul de llamas de gas. Es lunes, día que atrae a los repartidores y mensajeros que se confunden de piso.
-¿Diga? – Me llega una voz potente a través de un micrófono y tres altavoces contrafase:
-¿Qué tal? Muy bien, con OKAL.
“- A mí plim, yo duermo en Pikolin.
“-Un poco de pasta basta. Giooooor…
“- Patés La Piara, más buenos que el pan.
“-Colgate, el mal aliento combate.
“-Un poco de Magno, es mucho.
“-Phillips, mejores no hay.
“-Moraleja, compre una Agni y tire la vieja.
“-Natillas Pulevaaa –…canturrea, y yo le pregunto:
-¿Es usted repartidor de correo comercial?
 -¡Sí, señor! –responde jovial-. Sector Vintage, como ya habrá deducido por mi repertorio de anuncios. Ya tengo una edad…. sólo me falta una semana para jubilarme. ¿Me abre para dejar unos folletos?
Normalmente no abriría, pero ese original repartidor me cae simpático. Pulso el botón abrepuertas pero al instante oigo a través del telefonillo el chirriar de unos neumáticos sobre la grava seguido de sendos disparos, un gemido y el sordo plof de un cuerpo que se desploma.
Lo siento por el repartidor de publicidad vintage, pero ya se sabe lo que pasa en las películas cuando alguien dice: “Sólo me queda una semana para jubilarme”. Una frase maldita.
Mientras remuevo el guiso de la cazuela me viene a la cabeza una frase desde un recoveco de la memoria: "¡Adelante mis 43!!!"

POLLO A LA PAPRIKA
 "Para cenar me sirvieron pollo con pimentón, un plato delicioso que da una enorme sed. El camarero me dijo que se llamaba paprika hendl (pollo paprika) un plato nacional."
(Diario de Jonathan Harker. "Drácula", de Bram Stoker)
RECETA: dorar en aceite pollo cortado en octavos, reservar y sazonar con sal, pimienta y pimentón. En el mismo aceite sofreír 1pimiento rojo grande cortado en tiras, 1 cebolla picada y 2 dientes de ajo. Añadir 2 cucharadas soperas de pimentón picante, remover y verter 1 vaso de vino blanco. Dejar reducir un poco y añadir nata de cocina. Triturar todo en la batidora. Volver a poner los trozos de pollo en la cazuela, añadir la crema de pimiento y paprika, tapar la cazuela y dejarlo cocer con el fuego al mínimo unos 20 m. Se suele acompñar con arroz blanco. ¡Ah! y no da tanta sed como dice el amigo Harker.
CON LA IGLESIA HE TOPADO...
Recibí una buena noticia, se prepara la segunda edición de mi libro Sombras y siluetas. La editorial me envió unos cuantos ejemplares más. Una vecina, testiga de Jehová, coincidió en mi rellano cuando el repartidor me los entregaba y me pidió uno. Ayer me encontré el libro en mi buzón con una nota en la que decía: "Lo siento pero el libro no coincide con mis creencias por su contenido erótico y esotérico." Me temo que he perdido el público de los testigos de Jehová.

Y hablando de religión, los lovecraftianos ya tienen Papa, se llama Cthulhu Primero.

sábado, 1 de octubre de 2016

EL LENGUAJE DE LAS SERIES DE TV

CLIFFHANGER

Literalmente colgando de un barranco. Cuando el final del capítulo lo dejan con el mayor suspense posible para esperar ansiosos la próxima temporada.  Puede que el más recordado sea el final de la segunda temporada de Dallas (1980) que acuñó la frase: ¿Quién disparó a J.R.?, dejando en vilo a sus seguidores durante tres meses.
BLACKLASH

Significa rechazo. Es una reacción adversa a algo que ha ganado popularidad. Suele ser consecuencia de críticas en las redes sociales y los blogs. Últimamente la han tomado con Modern Family, acusándole de repetitiva y de mostrar un humor más blando.
HATER

Un personaje que se hace odioso. En esto también participan –y mucho- las redes sociales. Muchos dardos se han dirigido contra el sibilino Loki, de Los vikingos, Lisa Simpson, el irritante Ted Mosby (Como conocí a vuestra madre) Skyler (Breaking Bad) -a la que los fans pusieron a caldo por dejar a Walter White- y muy especialmente Carl Grimes, al que muchos seguidores de Walking Dead querrían ver rociado con salsa barbacoa y servido a los zombis.
SHIPPERS

 Piden en las redes que dos personajes terminen en la cama. Los campeones de la tendencia Ship fueron Mulder y Scully que pasearon tensión sexual por muchas temporadas de Expediente –X. También se da entre los protagonistas de Bones  y Castle. Se conoce como Slash el Ship homosexual, como el de Alan y Walden en la última temporada de Dos hombres y medio, que no impidió la cancelación de la serie, cosa que ya se veía venir.
Ah, y también existen los Wedding-Shippers, los que exigen que los actores se casen –en la ficción, claro- entre ellos. Se han salido con la suya en la décima temporada de Big Bang Theory que se inicia con la boda entre Leonard y Penny.
CROSSOVERS

Los personajes de una serie aparecen en otra. Hay muchos ejemplos, aunque yo destacaría la afición de los C.S.I. (Las Vegas, Miami, New York) a coincidir en sus tramas, incluso Grissom en la octava temporada de C.S.I. Las Vegas se unió al reparto de Dos hombres y medio en un capítulo titulado Two and a Half Deaths; muy apropiado.
Últimamente se ven muchos Crossovers en las series animadas, la familia Simpson se ha paseado recientemente por Futurama y Padre de familia.
BOTTLE EPISODE


En esencia, un capítulo rodado con menos dinero de lo habitual. Para ello suelen recurrir a rodarlo en algún set de decorado ya existente y con el mínimo de personajes. El nombre se debe a los frecuentes episodios de Star Trek  rodados a bordo de la nave;  los actores de la serie se referían a ellos como Ship in a Bottle (nave dentro de una botella) El controvertido capítulo Fly' de la serie 'Breaking Bad' se desarrolla casi en su totalidad dentro del laboratorio de Walt, y tan sólo los dos protagonistas (Jesse y el propio Walter) aparecen durante todo el episodio, uno de mis favoritos de la serie. 
Y ahora, un microrrelato con risas enlatadas:
LA TABERNA DE LAS CARCAJADAS
Entre copa y copa se cuentan chistes y ríen, y ríen, cada vez más fuerte, llenando el local de carcajadas jocosas que crecen y se ensanchan y –dado que el peso específico de las carcajadas jocosas es menor que el aire- la taberna se eleva y se aleja volando, como un globo habitado, por encima de ciudades, valles y montañas.
FIN
MI PRIMERA PORTADA DE OTOÑO
El pecho, de Philip Roth, es una divertida parodia de La metamorfosis kafkiana.
Alan Kepesh, profesor especializado en Kafka, despierta un día convertido en un pecho femenino, aunque se lo toma positivamente: "Al menos no tendré que ir lejos cuando quiera tocar un pecho", dice. Si la vida te da limones, haz una limonada.

jueves, 22 de septiembre de 2016

LA ANTI-FIESTA, Y MÁS COSAS...

LA ANTI-FIESTA (Relato)
29 de septiembre.
Goyo y Gaga está viendo un DVD por la televisión. Les gustan los clásicos de terror en espectral blanco y negro. Un doctor loco, acompañado por un jorobado gesticulante, renquea bajo la tormenta mientras transporta cadáveres hurtados en un depósito. De repente, Gaga le pregunta:
-Oye, Goyo, dentro de poco es tu cumpleaños, ¿verdad?
-Sí, ¿por qué?
-Ah, por nada –le sonríe Gaga.
30 de septiembre. 
 Por la mañana, Goyo está sacando unas rebanadas de la tostadora cuando oye sonar el móvil de Gaga. “Qué extraño, nunca llaman tan temprano”. Avanzando por el pasillo le parece oír “tarta” en mitad de una apresurada conversación. Cuando se sienta a la mesa, Gaga ya había colgado.
-¿Quién ha llamado?
-Ah, uuuh… nadie –Ella remueve obstinadamente la cuchara en su taza vacía.
-¿No decías algo sobre una tarta?
-¡No, harta! Decía que estaba harta de esas llamadas que intentan convencerte de que cambies de compañía telefónica.
Goyo empieza a ver claro: Gaga está tejiendo una conspiración telefónica con los amigos para hacerle una fiesta sorpresa de cumpleaños. No de forma muy obvia, pero sí dejando pequeñas pistas como parte del juego. 
 Por la tarde, en el bar donde suelen reunirse con los amigos, se produce un desliz. Germán, sentado a su lado bebiendo cerveza, sonriendo pero sin dirigirse a nadie en concreto dice:
-Por cierto, ¿a qué hora es la fiesta este sábado?
-¡No hay ninguna fiesta, idiota! –le dice bruscamente Gerda, la amiga alemana de Gaga, que tiene el pelo pajizo del color de las patas traseras meadas de los osos polares del zoo.
Gaga y los demás amigos están a la altura, ni guiños insistentes ni discreción exagerada. Y eso que Goyo provoca a Gus –que no sabe guardar secretos- acompañándole al lavabo, charlando y mirándose de soslayo como suelen hacer los tíos cuando mean a medio metro de distancia.
1 de octubre.
Es el día del cumpleaños de Goyo y le extraña que nadie le felicite, ni por WhatsApp ni Facebook. “Seguro que lo harán esta noche en la fiesta sorpresa”, se dice Goyo. “Hacen todo lo posible por disimular, pero no cuela.” 
  A Goyo le cuesta contener la risa cuando por la tarde Gaga le pide algo que no hace nunca: que la acompañe en su coche al centro comercial. Sabe que él odia ir de compras. Al volver anochece y aún hace calor, extraños bichos verdes chocan contra el parabrisas.
Gaga gira dos veces la llave del piso y enciende la luz del recibidor, luego la del salón. Nada. Ni un alma. Goyo recorre el piso con ojos desorbitados. La risa de Gaga le saca del estupor:
-¡No hay nadie, Goyo! Esta es la sorpresa: que NO hay fiesta sorpresa. ¿A que es genial? Ni felicitaciones, ni fotos en Instagram, ni velas… ¡Una contrafiesta sorpresa! Cariño, hay que reinventarse, y no me digas que no ha sido una sorpresa. Bueno,vamos a la cama, muchachote. ¡Qué hoy es tu cumpleaños1
Mientras Gaga desaparece en el cuarto de baño, un confuso Goyo saca una botella de vodka del congelador y se sirve un buen vaso. Oye el frú-frú de las prendas de Gaga al deslizarse. Cuando Goyo se sienta en el sofá, Gaga aparece en el salón, desnuda. Goyo la mira con avidez. Ella le hace un mohín:
-Me ha venido la regla, cielo… 
Goyo menea la cabeza y se sirve otra ración de vodka.
FIN
Con las despedidas de soltero sí que no hay sorpresas, son tan predecibles...


RECUERDOS DEL VERANO
¿A qué parece un fotograma de una película de John Ford? Es Tenerife, estuve allí en agosto con mi hijo Dani. A la derecha, oteando por si se acercan Gerónimo y sus bravos. 

El bosque de Goarajonay en la Gomera parece sacado de El Señor de los Anillos... 

En un bar de San Sebastián de La Gomera, tomando Gomerón (agüardiente con miel) un parroquiano me hizo una demostración de el silbo gomero, el lenguaje silbado con el que se comunican en los barrancos.
Lo probé todo: papas arrugadas con mojo, cabra estofada... el chicharro con gofio estaba tan bueno que le recité un texto de Poe:

Y ya que se ha hablado de vodka, esta receta seguro que le gusta mucho a la chica del dibujo:
MACARRONES CON VODKA 
 En una sartén con aceite sofreímos cebolla y 3 dientes de ajo picados, añadir 1 cucharada de pimentón picante y el vodka (1 vaso) dejar reducir un poco y agregar 2 cucharadas de tomate triturado y 200 ml (1 brick pequeño) de nata para cocinar y un poco de queso rallado. Cocer 5 minutos con el fuego al mínimo.
Cocer en agua salada los macarrones, escurrir y mezclarlos con la salsa removiendo bien. Espolvorear con un poco de pimienta y servir inmediatamente.

¡Buen provecho!