miércoles, 25 de octubre de 2017

EL ESPANTAPÁJAROS (Cuento de Halloween)

 -Cuidado con los espantapájaros esta noche - les advirtieron en la posada a Mia y Mara.
Las dos amigas habían decidido pernoctar en un pueblecito centroeuropeo de camino a Dubrovnik. Ese pueblo diminuto y remoto sólo resultaba interesante una noche al año.
"La última noche de agosto -decían las guías turísticas- la gente del pueblo traspasa a sus espantapájaros todo el mal que pueda haber entre ellos por medio de un antiguo ritual. Luego se encierran en sus casas hasta el alba, pues esa noche no sale nadie exceptuando a los espantapájaros según los pueblerinos."
Mia y Mara pasaron la tarde contemplando a los lugareños que recorrían los cultivos en procesión.  Habian cuatro andrajosos espantapájaros, no más, figuras tristes inclinadas sobre los campos dorados. Unos ancianos entonaron extrañas canciones, luego el silencio cayó sobre la multitud y todos se precipitaron hacia el pueblo. Antes Mia se volvió a mirar a los espantapájaros. Se veían inquietantes bajo la luz del crepúsculo, como si sus rostros inexpresivos esperasen ansiosos la llegada de la noche.
 A las dos turistas les pareció que la posada tenía ahora un aspecto distinto, sobrecogedor. Pronto oyeron correr un pesado cerrojo a sus espaldas.
 En su cuarto, avanzada la noche, Mia oyó a Mara quejarse de un olor desagradable, un relente a establo y humedad. Mara le propuso salir fuera a fumar un cigarrillo pero Mia fingía estar dormida.
Cuidado con los espantapájaros esta noche...
La inquieta Mara no podía soportar tanta ociosidad. Se levantó de la cama con un estrépito de muelles, luego Mia escuchó sus pasos al abandonar la habitación y por último el chirrido del cerrojo.
Mara fumaba un cigarrillo recostada en una pared de piedra bajo la vacilante luz de un farol. Aquel instante se llenaba de un estremecimiento invisible de sutiles alientos. Todas las sombras, todos los bellos fantasmas.
Una silueta surgió detrás de ella y la agarró por el cuello.
-¡Suéltame! -gritó Mara.
Pero lo que fuera que la había levantado en vilo acababa de hacerse invisible y, para el resto del mundo, desaparecieron en la oscuridad.
Cuando Mara regresó al alba todos estaban esperándola.
-¿Estás bien? -le preguntó Mia que no había podido conciliar el sueño.
-Claro que estoy bien -respondió Mara.
Entonces ¿por qué tenía el cabello desordenado? ¿Y esos hematomas en el cuello? ¿Y su expresión ausente?
 Mia sintió una culpa no expresada. El alegre sentimiento que había animado el viaje parecía haberse esfumado. Decidieron regresar a casa. No volvieron a verse hasta...
Doce años después. Mia estaba segura de haber visto antes a esa mujer ante la escuela, separada del rebaño de mamás que esperaban para recoger a sus hijos el primer día de curso.
-¿Eres Mara, verdad?
Se separó un tanto y sus ojos parecieron vacilar.
-Sí... y tú eres Mia. Apenas has cambiado -Su voz era fría, con una nota discordante de dureza.
-¿También esperas a tu hijo? -preguntó Mia y en ese momento sonó la campana. Todos los niños se precipitaron hacia la verja.
-Sí, allí está...
Mara señaló a un niño alto, huesudo, con ojos brillantes. Los trigueños mechones de su cabello eran tiesos y sobresalían de su cabeza como si fueran de paja.
-¡Ese niño parece... -susurró Mia.
Como si leyera sus pensamientos el niño se la quedó mirando maliciosamente. Extendió los brazos hacia los costados con las manos colgando fláccidas. Ladeó la cabeza y soltó una estridente carcajada.
- ...parece un espantapájaros!!! 
FIN
PROBLEMILLAS DE CENSURA
"¿Qué le hace pensar que su marido le ha sido infiel?" Los ingleses me rechazaron el chiste alegando que MAYDAY es una revista familiar y no pueden aparecer cigarrillos. Luego me lo dejaron pasar a cambio de suprimir el humo para que no parezcan encendidos. ¡La pera!
Los días 1 y 2 de noviembre estaré en Pratdip (Tarragona) un pueblo famoso por su leyenda de los perros-vampiro, incluso aparece uno en el escudo del pueblo. La cosa promete: mercado medieval con productos mágicos, Pasaje del terror... y hasta un concurso de gritos. ¿Alguien se apunta?
¡Feliz Halloween!


40 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Miquel
Está claro: el tabaco mata... o te cambia la vida.
Enlazando con una entrada tuya reciente; en Dubrovnik (Dakota Norte/Sur) ocurrió exactamente lo mismo. Aquí se puede ver a Mara Ross y al "niño" volviendo del cole https://www.youtube.com/watch?v=w15F4r09Pro
Un saludo, Manu3l.

miquel zueras dijo...

Hola, Manu! ¡Hombre, la versión afroamericana de "El Mago de Oz"! Apenas la recuerdo, Jackson fue elogiado por su baile pero no dio la talla como actor, en todo caso es la única película de Jackson como secundario. Me imagino al niño del relato haciendo este numerito al salir del cole con un Tigreton en la mano.
Muchas gracias por el enlace, Manu!
Borgo.

Melmoth el errabundo dijo...

Como siempre, amigo Miquel, divertidas y sugerentes ocurrencias. Muy bueno el relato, como en “Los cuclillos de Midwich” de Windham, pero mucho más bizarro. Nada de cúpula y dentro de ella cópula por parte de extraterrestres de ojos azules. Nada de eso, aquí son los espantapájaros con su desaliñada vestimenta y sus siniestras sobras recortadas en el crepúsculo, como cadáveres empalados. El espantapájaros siempre ha dado mucho juego, tanto en la literatura como en el cine. El Espantapájaros de El Mago de Oz, busca un cerebro porque se cree tonto, cuando es al único que se le ocurre buenas ideas. Pero dejémonos de tonterías, el espantapájaros acojona de lo lindo. Ya no quedan porque los pájaros se han vuelto más inteligentes. ¿Quién no recuerda tantas ilustraciones donde los cuervos se asientan en los sombreros y brazos de estos pobres obreros que se pasaban todo el día y toda la noche vigilando una huerta a cambio de ponerse una ropa que el payés ya no podía aprovecharla ni por un minuto más? La tradición americana al horror se transformó dejando paso a la gente de campo como los psicópatas de turno. Ahí tienes, por ejemplo, La matanza de Texas o los hermanos zarrapastrosos de True detective. Neflix ha filmado un peliculón titulado 1922 basado en un relato de Stephen King. Es la historia de un campesino que vive con su esposa e hijo en una granja rodeada de un inmenso maizal. ¿Recuerdas Los chicos del maíz? Y, claro, este tipo se le va la olla cuando su mujer decide irse a la ciudad. Daphne Du Maurier dejó de lado al espantapájaros y se dedicó a los pájaros. Delibes aunó ambas cosas en Los santos inocentes y le salió al inolvidable, pero grotesco Azarías, que es un cóctel entre hijo de payés, espantapájaros y un pájaro en el hombro, una graja, una milana, lo que sea “milana bonita, milana bonita”. Joder, me estoy liando de lo lindo, querido Miquel. Que el espantapájaros sigue dando miedo. El otro día fui a ver la película Annabelle. No es muy buena, pero sale un espantapájaros que apenas se mueve, es una lástima, porque daba mucho más miedo que esa muñeca.

La censura de los cigarros es totalmente absurda (¿qué no lo es todo lo que sucede en el mundo?). Lo mismo ocurre con el sexo. Una teta, un cigarrillo es motivo de alarma social. Una ametralladora partiendo en dos un cuerpo es genial. Fíjate en The Walking Dead con sus truculentas escenas y todavía no se ha visto ni un pecho de mujer, ni una violación, tratándose del contexto que toca.

Mi hijo, que es fotógrafo, estuvo en ese pueblo de Tarragona. Una vez me llevó allí para que lo acompañara. Realizó una serie de fotografías. En una de ellas estoy acariciando la cabeza de un perro que vagaba por allí. Luego me dijo que era un perro vampiro. Me gustó, de verdad. Detesto a esos perros malcriados que llevan la gente por la calle. Se cagan y luego el amo se pone un guante de plástico y recoge su caca.

Me gusta mucho ese dibujo del Michelín. Palahniuk es un escritor que me hace reír y pensar al mismo tiempo.

Un fuerte abrazo, amigo mío.

karin rosenkranz dijo...

Las historias misteriosas dan un poco de miedo por esta época del año. La realidad supera la ficción, solo hay que poner las noticias.
Muy buenas las ilustraciones.
saludos

JLO dijo...

me sorprendió eso de perro vampiro jaja... bueno, en toso caso tené cuidado en Tarragona, no salgas mucho de noche.... abrazo grande....

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Es un buen chiste el de los cigarrillos.

Interesante el relato de Mía y Mara. Parecía algo típico, un pueblo con una leyenda inquietante, el consejo que alguien no tiene en cuenta. Pero parece que Mara no era una damisela en peligro, hasta diría que llamó a espantapájaros.
Bien contado.

Clementine dijo...

¡Me encanta el relato "El espantapájaros", con ese final! Y los dibujillos, preciosos. Y el resto de la entrada, Miquel, tan en tu línea... ¡disfruta de esos 1 y 2 de noviembre!
¡Muchos besos, Borgo, y feliz resto de semana!

Josep dijo...

Muy bueno el relato, Borgo: iba acordándome de la estupenda película The Wicker Man, con guión de Shaffer, su primera versión de 1973, en la que el sexo tiene papel preponderante, no como en la de Nicolas Cage, de 2006, que es una castaña, pánfila, blandengue, sin ese terror atávico que también tu cuento nos trae.

No tenía ni idea de lo de los perros de Pratdip, donde estuve hace muuuchos años y nadie me avisó de tal circunstancia: llévate unas golosinas caninas, por si acaso... jajajaja....

Un abrazo.

ricard dijo...

Muy buenos el relato y el chiste.

I compte amb els gossos dips! (D'Arbó les dedicó un delirante capítulo de la serie "Catalunya misteriosa").

Saludos.

Éowyn dijo...

Qué buenos los relatos. Estuve hace años en Tarragona y no sabía lo de los perros. Llévate algo goloso para ellos. Pásalo muy bien y disfruta.
Un besito.

abril en paris dijo...

Qué distinto ese espantapájaros del que acompañaba a Dorothy en el mago de Oz, aquí hay más temita jajaja. Muy buen relato para éstas fechas.
Y del resto ¿qué decir? el chiste tiene mucha gracia aunque a los ingleses no les hiciera ninguna.
Lo de los perros sí que me da terror...un perro si es grande, impone y si además es un chupasangre... habrá que llevar un collar de ajos. ;)

Espero que disfrutes mucho, Miquel.

Un saludo y feliz jalowin

Doctora dijo...

No sé yo si encajo muy bien el concepto de "perro-vampiro", pero suena interesante.

Me ha gustado mucho la viñeta. Lo de quitar el humo es comprensible, así aunque un niño vea el dibujo jamás sabrá para lo que sirven los cigarros ;P

Saludos :)

Mister Lombreeze dijo...

no he podido evitar acordarme de esta "noticia": http://www.cuatro.com/noticias/internacional/muere-relaciones_sexuales-espantapajaros_0_1966125100.html

El chiste es buenísimo! jajajaja.

miquel zueras dijo...

Hola, Melmoth! Ya ves que los espantapájaros pueden parecer muy resecos pero de vez en cuando les hierve la savia. Sí que los espantapájaros acongojan bastante. Aún recuerdo una capítulo de la serie "Galeria nocturna" presentada por Rod Serling -el de The Twilight Zone- titulado "El espantajo" (dobaje latino) en el que hacía de las suyas uno de esos "Scary Crown", curioso, en inglés parece que solo asusten cuervos. Dan mucho miedo, sí.
Lo de Walking Dead debe ser porque los zombis no fuman. ¿No se lo permiten sus cadavéricos pulmones?
Pratdip es famoso por sus perros vampiros y por Onofre de Dip, el vampiro catalán, nuestra Transilvania local.
Abrazos, amigo!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Karin! Nada puede ser tan terrorífico como el mundo real. Los vampiros y los fantasmas le ponen una nota romántica a los miedos cotidianos. Los misiles coreanos de Kim asustan mucho más que los espantapájaros lascivos.
Gracias! Me alegra que te gusten los dibujitos.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, JLO! Pues mira, se dice que la leyenda de los perros endemoniados fue tramada por las mujeres del pueblo y luego difundida por el capellán en sus sermón dominical para asustar a los hombres que se iban de juerga nocturna por las tabernas de los alrededores.
Me llevo unas galletas de perro con forma de crucifijo por si acaso.
Abrazos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Demiurgo! Muchas gracias. Alguien tenía que reivindicar a los entrañables espantapájaros que han desaparecido de los campos de Europa. Son una imagen más americana, rodeados de cuervos y maizales.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Clementine? Muchas gracias. Ya estuve una vez en Pratdip, por todo el pueblo hay estatuas de hierro forjado que recuerdan a los "Dips" o perros vampiro y el paisaje impresiona con sus bosques espesos y sus murallas.
Muchos besos y que tengas una muy feliz semana!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Josep! Me encanta la película "The Wicker Man" de 1973. Chistopher Lee la produjo con su efímera productora Charlemange y se refería a ella como su película preferida. A veces parece un extraño musical, con escenas muy logradas como la de los árboles plantados sobre las tumbas, y me he inspirado en su ídolo de mimbre para el espantapájaros. La versión de Cage no la he visto.
Pues esos perros demoníacos están muy presentes en el pueblo. Los imagino como un cruce entre el perro de Baskerville y los Tíndalos.
Abrazos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Ricard! Muchas gracias y no he visto ese episodio de D´Arbó que seguro que fue alucinante pero ya me estoy volviendo a leer "Les històries naturals" de Perucho. En el casino de Pratdip hay párrafos del libro escritos en las paredes. Onofre de Dip, el conde vampiro, y sus perros están muy presentes.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Éowyn? Pratdip es muy impresionante con sus bosques de pino negro y su tierra rojiza. Creo que les llevaré unos Wiskas de sangre por si acaso.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Abril! Sí, el espantapájaro de Oz ya tenía bastantes problemas para encontrar un cerebro y no estaba para temas más carnales. No podía dejar pasar Halloween sin un cuentecito.
Con el tema del tabaco y el étnico hay que ir con mucho cuidado con el humor en las publicaciones inglesas. No sé si llevarme un collar de ajos o unas morcillas de sangre para tener a raya a los perros vampiros. Los imagino como los mastines del cementerio etrusco de "La profecía".
Gracias y muy feliz Jalowin!!!
Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Mister Lombreeze? Ostras!!! me ha impactado mucho esa descripción:"Durante una primera inspección ocular, parecía que había dos cuerpos sin vida. Luego se pudo comprobar que en realidad el segundo cuerpo era un muñeco con características especiales, aseguró el fiscal Rodolfo Moure." Agh... algo así como un muñeco hinchable rural. Gracias por el enlace.
Y me encanta que te haya gustado el chiste. El Jarabo, aquel asesino que Sancho Gracia encarnó en la tv, fumaba cigarrillos con los labios pintados de carmín y los dejaba en la escena del crimen para despistar.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Doctora! Perdón, me he saltado el orden de comentarios. Esos perros los describen negros, enormes y con ojos como brasas, no suena mal. Ahora supongo que llevarán correa y chip.
Sí, supongo que lo de sacar a los cigarrillos humeando era demasiado escandaloso. Supongo que la serie "Mad Men" estará clasificada para muy, muy mayores.
Saludos, Doctora!
Borgo.

DULCINEA DEL ATLANTICO dijo...

Muy bueno el cuento del espantapájaros, no sospechaba en ningún momento el final, ¡¡¡¡ sorprendente !!!!
Ese espantapájaros fue muy listillo jejeje dejó su marca bien clarita.
Lo de los perros vampiros no me lo imagino,pero ya contarás que hay de cierto en esa historia.
Disfruta de esos días y cuidado con las almas en pena.( por aquí le llamamos la santa compaña)
Saludos Miquel
Puri

miquel zueras dijo...

Hola, Dulcinea! Además de no tener en cuenta la planificación familiar ese espantapájaros es bastante desconsiderado, deja su simiente (nunca mejor dicho) y se larga hasta el próximo año.
Esa leyenda de los perros llegados del infierno y que chupan sangre está muy presente en el pueblo de Pratdip, incluso se ven sus imágenes en el escudo y el retablo de la iglesia que es del siglo XVI.
Seguro que la Santa Compaña sería bien recibida aquí, hasta los vigueses Golpes Bajos le dedicaron una canción.
Gracias y saludos, Puri!
Borgo.

Chechu Rebota dijo...

Los espantapájaros son perfectos para las historias de terror. Recuerdo de mi adolescencia una peli slasher que vi gracias al programa de Àlex Gorina en el canal 33 con un espantapájaros que mataba a unos adolescentes, la cuestión era que estos habían matado accidentalmente a un niño y su padre enviaba al muñeco en busca de venganza.

Espero que disfrutes mucho de tu estancia en Pratdip.

Frodo dijo...

jajaaja el chiste es tremendo, excelente con apenas un detalle.
Es evidente que al menos el cigarro macho debe estar encendido, pues alguna se lo ha llevado a la boca. ¡Está perfecto así como está!

Lo del espantapájaros me sorprendió, pero recordé tu otro chiste de el tren de los espantos para pájaros y no pude evitar empezar riendo en una historia que tal vez busca descolocar pero no de risa.

Lo del perro vampiro también me tomó por sorpresa y una sonrisa me sacó. Me recuerda algunos capítulos de Scooby doo

En resumen, una entrada donde sin querer me hiciste reir de punta a punta
Abrazo Borgo!

MuCha dijo...

Es un deleite leerte siempre
desde tus recetas a tus imágenes
pasando por las letras de lo que vas creando con tu mente abierta
Un abrazo grande

Belknap dijo...

Mr. Borgo, genial post para una noche de viernes, como esta en la que le estoy leyendo; muy buen relato, y me encanto eso de los perros vampiro. Caballero, ¡feliz halloween para usted tambien! Saludos.

miquel zueras dijo...

Hola, Chechu! Si es que estas inquietantes figuras no sólo dan miedo a los pájaros. La película que viste (y recuerdo vagamente) puede que fuera "La oscura noche del espantapájaros" (1981) una de las películas de culto del añorado programa de Gorina.
Gracias! Intentaré volver con algún perro diabólico con vacunación y chip a ser posible.
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Frodo! Me alegra que te guste aunque cuando decidieron ir al terapeuta me imagino que el cigarrillo ya debería estar apagado. En Méxicofumaba "Coronas", unos curiosos cigarrillos que no se apagaban, se desintegraban entre los dedos.
Sí, aquel chiste podría acompañar el relato y darle un toque de humor. Me gustaría ir a ese pueblo con los de "Misterios S.A" me los imagino descubriendo al alcalde disfrazado de perro diabólico para aumentar el turismo y diciendo: "Todo habría salido bien si no fuera por esos entrometidos".
Eso es bueno, que no falte la risa. ¡Abrazos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, MuCha! Y para mí es un gran placer que me visites. A ver si el otoño me proporciona más relatos y recetas que, por cierto, ya toca poner alguna.
Un abrazo grande, MuCha!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Belknap! Estos perros son nuestros críptidos locales, como el Chupacabras en el continente americano, incluso circula un vídeo del Chupacabras acosando al ganado en Argentina: https://www.youtube.com/watch?v=cUJxZpinVMA
Saludos y feliz Halloween!
Borgo.

Reportero A Letargo En Suleyken. dijo...

Tengo pasión por los espantapájaros así que tu texto ha venido a mi corazón directo.
Tomo muy buena nota del pueblo que mencionas: ¡Más que interesante!
Tu viñeta me gustó y me recordó cuando en tiempos, allá por el dos mil tres dejé de fumar (estaba en dos paquetes de Camel al día) Fue un acierto, ningún problema de salud me obligó. Pero loo cierto es que me gustaba. A día de hoy hubiera estado hecho un columbario viviente.
¡Feliz Domingo Muchacho!

miquel zueras dijo...

Hola, Reportero! Yo también y es una pena que no se vean más espantapájaros por nuestros campor. Los pocos que he visto son muy cutres, hechos con bidones y botellas de plástico, no creo que engañen a ningún pájaro.
Ese pueblo ya es de por sí impresionante con sus murallas y sus leyendas de los perros Dip y el conde Onofre, un vampiro local.
Hiciste bien en dejar el tabaco. Cuando yo lo dejé, hace 20 años, recuperé el sabor de las comidas, todo me sabía distinto y mejor.
Feliz semana, Reportero!
Borgo.

Holden dijo...

Me ha gustado la historia y aún más la viñeta :D De verdad que tiene gracia, oye ^^ Nunca he sido muy de jaloüin, no por nada, si no porque nunca tengo tiempo para disfrazarme como Diox manda... ojalá un disfraz de zorro :D

miquel zueras dijo...

Hombre, Holden! Me alegra verte por aquí de nuevo.
Ya ves, ha sido mi primer conflicto con la censura, ya no soy tan inocente... Supongo que el tuyo será un disfraz de zorro como Dios manda y no de Antonio Banderas. Bueno, como el de Tyrone Power aún tendría un pase.
Saludos!
Borgo.

Nury ruri dijo...

Un relato estupendo aunque lo haya leído ya pasado Halloween. Y estos ingleses... qué bobitos son a veces eh?
Ese viaje promete. Supongo que lo habrás disfrutado mucho.
Saludos.

miquel zueras dijo...

Hola, Nury! Bueno, siempre es un buen momento para leer relatos de aparecidos y fantasmas. La corrección política está haciendo daño al humor, eso está claro...
Lo he pasado muy bien con sus cenas medievales, pasajes del terror y el paisaje impresionante de ese pueblo medieval, tierra rojiza y pinos negros. Como estar en un Juego de Tronos pero más terrorífico.
Saludos!
Borgo.