domingo, 18 de septiembre de 2011

POBRE HOMBRE INVISIBLE


Mi amigo el cerebrito Ramón Guillamón del que ya hablé en mi entrada El tirador fantasma de Colón del pasado 13 de julio ha venido para nuestro mensual desayuno de tenedor. Hoy toca codornices a la ampurdanesa asadas al horno con vino rancio, aceitunas negras y romero. Una velada agradable hasta que Ramón insiste para que le vuelva a acompañar de cacería.
-Además nos trajiste suerte, Miqui, abatimos un magnífico jabalí. Pensé que experimentarías la emoción de la caza.
-Lo que experimenté fueron unas enormes ganas de echar la pota ¿Era necesario castrar al jabalí?
Ya te lo expliqué, si no se hace así la carne coge mal sabor. Somos cazadores sostenibles y comemos lo que cazamos -.Ramón rebaña un muslito de codorniz y esboza una sonrisa- ¿Te acuerdas de Sebas? Se quedó con los testículos y después de ahumarlos y curtirlos se hizo una bolsa para picadura.
Noto que me cuesta tragar el desayuno.
-Genial. Me pregunto qué tal le sentaría a Sebas que unos jabalíes sostenibles se hicieran un llavero con sus cataplines.
Prefiero cambiar de tema y enseño a Ramón dos propuestas para un libro del famoso Hombre Invisible de H.G.Wells.
-Debe ser fantástico ser invisible –le comento a Ramón apurando el carajillo- .Imagina la de películas gratis que vería colándome en los cines.
-A mí no me la das, Miqui. Te gustaría ser invisible para colarte en probadores y sitios así y ver hermosas mujeres quitándose la ropa.
Es lo malo de tener amigos tan listos; no se les puede ocultar nada.
-Pues siento estropear tu fantasía de adolescente salido –prosigue Ramón-, pero si el hombre invisible existiera realmente será más ciego que un topo -. Al ver mi expresión de sorpresa añade-: Un ente invisible no puede producir el reflejo que la cornea necesita para crear visión; simple física, Miqui.
Esto se ha visto varias veces en el cine: desde la chusca comedia El chico invisible del campus donde Willie Aames –el rubito adolescente de la serie Con ocho basta- se lo pasaba pipa merodeando por las duchas de las animadoras, o en la más interesante Alice de Woody Allen en la que Joe Mantegna, después de tomarse una pócima, aprovecha su invisibilidad para fisgar en los probadores de una boutique. De nuevo el implacable racionalismo científico dándose patadas con la fantasía.
He conseguido un DVD de la curiosa película Invisible Agent (1942) prohibida durante el franquismo por su mensaje aliadófilo. El Hombre Invisible (John Hall) acepta una arriesgada misión en Berlín donde es perseguido por un pérfido agente japonés (Peter Lorre)

42 comentarios:

Worc dijo...

El vídeo no tiene desperdicio, si puedo también me haré con la peli, promete. La dichosa física siempre está ahí para intentar estropear la ciencia ficción pero como es eso, ciencia ficción, pues no importa si cumple sus leyes, no obstante es interesante la explicación. No obstante cabría preguntarse que pasaría si fuera un hombre invisible al espectro visible humano (por así decirlo), tal vez fuera un hombre visible en el espectro del infrarrojo cercano o del ultravioleta o en el de las microondas...ahí lanzo mi absurda reflexión.

Un abrazo.

Isabel dijo...

Qué bueno Miquel, me suena esta historia, no sé de qué ;)
Resulta muy curioso la teoría de que el hombre invisible no pueda ver, qué pena.
Besos.

miquel zueras dijo...

Hola, Worc. Es una curiosa película, también aparecen Ilona Massey y Cedric Hardwycke.
Interesante tu reflexión. Hice una portada para un relato de Jack London "Luz y sombra" (si quieres te la envío por e-mail) en que dos científicos creaban su suero de invisibilidad, uno creía que la negrura total lograba lo invisible mientras que el otro opinaba que el blanco más puro era la solución. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Gracias, Isabel. ¿Te suena la historia? Será telepatía...
Bueno, no se puede tener todo. Hay una curiosa escena en Invisible Agent: el protagonista se enamora de su enlace y para que ella pueda verle se pringa la cara con cremas de belleza, una idea tomada por Manara en su cómic "El perfume del invible". Muchos besos. Borgo.

JLin dijo...

Pues a mi lo de ser invisible no me gustaría, tendría que ir desnudo y claro en invierno haría un frío de tres pares. Además tengo una duda, cuando el hombre invisible iba al baños ¿lo que hacía era invisible? ya sé que es algo escatológico, y lo siento :-)
Como siempre, geniales las portadas.

miquel zueras dijo...

Hola, JLin. Ostras, pues eso no lo había pensado. Creo recordar que en un relato de Edwin Marin "El hombre que no se reflejaba en el espejo" dice que mientras duran los efectos de la monocaína todo lo que sale del cuerpo estambién invisible. Yo prefiero aquel striptease de las vendas de la versión de James Whale. Me alegra que te gusten las portadas, eligieron la de la izquierda. Saludos. Borgo.

Kinski dijo...

Ciego si, pero seguro que en compensación se me agudizaba el sentido del TACTO.

Mario dijo...

Vi la versión con Kevin Bacon y quitando el deleite de ver a Elizabeth Shue no me pareció muy memorable, espero ver la gran película de Whale. Y buenas las portadas como siempre. Últimamente observo mucho más de ellas en los libros, como una de Chinua Achebe donde hay un hombre partido por la mitad a causa de una flecha. También decir que H.G. Wells es muy entretenido, simple pero bueno. Un abrazo.

Mario.

miquel zueras dijo...

Hola, Kinski. Claro, la ausencia de un sentido siempre se sustituye con la agudeza de otro. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Mario. La versión de Kevin Bacon -"El hombre sin sombra"- no era muy destacable al igual que la decepcionante "Memorias del hombre invisible" de John Carpenter pero la primera tiene algún detalle interesante como que el paso a la invisibilidad es doloroso como en la mítica novela de Wells. Me alegra que te gusten las portadas, a ver si me piden otras de este personaje que me atrae mucho. Saludos. Borgo.

SqSmaravillosa dijo...

Yo pienso que no hay nadie en el mundo que por un momento no haya soñado con la posibilidad de convertirse en invisible. ¡Qué placer daría ver cosas prohibidas con la seguridad de que nadie te puede descubrir! Al hombre invisible lo comparo con los voayeurs, que les gusta mirar sin ser vistos. tal vez pasados unos cientos de años la humanidad cuente con esa posibilidad ¿Quién sabe?. Lo malo es que no estaremos aquí para probarlo. Besos.

PEPE CAHIERS dijo...

Lo de la ceguera se puede solventar tomándose cierta licencias, que al fin y al cabo hablamos de ciencia-ficción. Estoy recordando una serie de tv de los 70 u 80, no lo recuerdo muy bien, de un tipo que se volvía invisible manipulando su reloj.

Lluís Bosch dijo...

Desconocía la peli de 1942, pero no el paso de Mantegna por la invisibilidad en una de las piezas menos valoradas de Allen. El tío de ríe del género fantástico, pero la verdad es que me parece genial.

miquel zueras dijo...

Hola, SqSmaravillosa. Exacto, mirar sin ser visto, entre los espías y los voyeurs. De todas formas si el hombre invisible sólo sirve para vender cupones ya no le veo la gracia. Quizás en el futuro arreglen ese problema. Besos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Cahiers. ¡Uno que se volvía invisible manipulando el reloj! En cambio el que compré en el Todo a 100 chino la semana pasda ya no me da ni la hora, qué injusto. No recuerdo qué serie debía ser, agradeceré si alguien nos facilita información. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Lluís. A mí me gusta esa película a pesar de no ser muy valorada. Sale además Keye Luke (el maestro de la serie Kung-Fu y el propietario de la tienda de los Greemlins) en el papel de curandero que proporciona a Mia Farrow el filtro de la invisibilidad. Saludos. Borgo.

Isabel dijo...

Pues no sé qué serie es la que dice PEPE, pero me estoy acordando de otra que con un tubo o algo parecido, podían detener el tiempo tengo recuerdos fugaces porque era pequeña, a lo mejor lo soñé. la verdad es que manejar el tiempo tampoco estaría nada mal. Todo el mundo quieto y tú poder hacer lo que te de la gana, de pequeña pensaba ir a tiendas de chuches y coger todas las que quisiera, ahora tendría otras fantasías, claro, jajaja.Besos mussol ;)

Clementine dijo...

A mí también me gustan tus portadas, Miquel, pero ni se te ocurra invitarme a uno de esos desayunos, y ahora no lo digo por el menú sino por el tema de conversación... Besos, Borgo.

Lazoworks dijo...

Oye pues nunca había caido en lo de la córnea, el refejo y todo eso! Maldita sea... Para ser un buen voyeur, habrá que hacer como Ray Milland e inventar un suero que otorgue visión de rayos X. Aunque... o no! en aquella película terminaba arracandose los ojos!!

miquel zueras dijo...

Hola, Isabel. Vaya, pues detener el tiempo a voluntad -para los otros, mientras tú sigues a tu bola- tampoco está mal. En el fondo la invisibilidad es un deseo de impunidad porque yo también tuve esa fantasía de colarme en una tienda de chuches pero claro, las fantasías evolucionan con el tiempo, je, je. Besos, mussol. Borgo.

miquel zueras dijo...

Gracias, Clementine. Insisto en que puedes considerarte invitada a uno de esos desayunos pero advertiré a Ramón que evite el tema de la caza... y sus trofeos. Besos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Lazoworks. Otra fantasía adolescente, aquellas Gafas de Rayos X que se anunciaban en recistas como Vampus. Pobre Ray Milland, su suero era evolutivo y acababa viendo hasta los pensamientos y si tus ojos te escandalizan... Saludos. Borgo.

FATHER_CAPRIO dijo...

Añado dos versiones: The amazing transparent man de E.G. Ulmer, una serie B, barata y aprovechable y la mejor El hombre invisible con Claude Rains, dirigida por James Whale.
Respecto a la cuestión de los sentidos hay que decir que a Rains se le eligió por su voz, dado que era lo único que se percibiría de él. Así que mejor verla en VO.
Claro que me pregunto ¿como se modula la voz sin cuerdas vocales?
Ah... salí desayunado de casa, gracias.
Saludos

miquel zueras dijo...

Hola, FATHER CAPRIO. Edgar G. Ulmer es uno de mis directores favoritos de la serie B clásica y sería interesante conseguir esa película que desconozco absolutamente. En "El hombre invisible" hay una simpática escena. Se oye un ruido como de alguién que cae por unas escaleras y luego la voz de Rains: "Es dificil bajar una escalera si no puedes verte los pies". Eso seguro. Saludos. Borgo.

Von Kleist dijo...

Buenas Miquel

La verdad, eres una fuente inagotable de descubrimientos cinematográficos. Desconocía por completo la historia de este espía invisible enviado a Berlin en plena II GM. Ahora bien, lo cierto es que los aliados no necesitaban hacer a un hombre invisible para espiar a los alemanes, porque de hecho, tenían al mejor espía posible: ULTRA, que hizo que los aliados conocieran todos los planes alemanes durante la guerra. Que pena que quitando el bodrio de Enigma no se haya hecho ningún film interesante sobre los logros de Bletchley Park en el curso de la guerra.

Otra película curiosa de este estilo (no recuerdo el título) es la de un francotirador lanzado en paracaidas sobre Alemania para eliminar a Hitler.

Saludos

PEPE CAHIERS dijo...

Era una serie del año 76, interpretada por el actor televisivo Ben Murphy. Para más información:
http://lascronicasdetino.es.tl/El-hombre-invisible.htm

Möbius el Crononauta dijo...

Seguro que todos los hombres invisibles acabarían espiando en los probadores. Demasiada tentación.

Mmm ¡sólo por Peter Lorre merecería verse esa peli!

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Von Kleist? En teoría un hombre invisible es el mejor espía pero se les pasó por alto que sería ciego. Algo había oído sobre ese espía ULTRA pero no sabría decirte qué película podría ser la del francotirador aunque la semana pasada revisé la excelente "Hombre atrapado" de Fritz Lang donde el protagonista es sorprendido apuntando a Hitler con un rifle de caza, estupendo George Sanders.
"Invisible Agent" es entretenida y además tiene el aliciente de Peter Lorre que siempre se agradece. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

¡Ahora caigo, Cahiers! Antes de ver ese enlace -gracias- lo he recordado por lo de Ben Murphy. La serie "El hombre géminis" sólo conoció una temporada pero se convirtió en una producción de culto entre aficionados a la Sf setentera. En TV-3 la emitieron como "L´Home Bessò". Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Möbius. Claro, no debe ser muy agradable entrar en un probador y toparte con un hombre invisible aunque debe ser una práctica dificil por lo estrechos que suelen ser esos espacios. Recomiendo la película, Lorre está soberbio en su papel de japonés engominado y gafapasta. Saludos. Borgo.

Licantropunk dijo...

Entrar invisible y desnudo a un probador de chicas y al rato ver una blusa flotando a la altura de tu vientre... ¡Qué percha más rara!, exclama ella.
Saludos.

miquel zueras dijo...

Je, je, je, Licantropunk... qué imaginación más calenturienta. Seguro que el travieso de James Whale la hubiera aprovechado de no ser por la censura de entonces. ¿Y la Mujer Invisible de los 4 Fantásticos? ¿Se colaría ella en los vestuarios de los jugadores de fútbol? A saber. Borgo.

natsnoC dijo...

Todos hemos soñado alguna vez con eso del hombre invisible y las duchas de las chicas, jeje.

La peli tiene pinta de ser genial. Y el físico ese amigo suyo congeniaría con unos físicos amigos míos también del mismo estilo.

miquel zueras dijo...

Hola, natsnoC. Mirar sin ser visto tiene su atractivo. Sería divertido ver a ese amigo mío de caza con esos físicos. Me imagino algo así como "Los Tornasol se van de cacería", me ofrezco para hacer el cómic. Saludos. Borgo.

Aris dijo...

Muy buena la interpretación del hombre invisible, este actor roza la perfección! Por cierto, tu amigo es un agua fiestas empirista, los hombres invisibles pueden ver porque estan dotados de un séptimo sentido! por favor!

miquel zueras dijo...

Hola, Aris. El papel de el Hombre Invisible parece fácil para un actor aunque aquí está John Hall que tiene títulos interesantes como "El ladrón de Bagdad", el más recordado debe ser Claude Rains en el papel previsto para Boris Karloff.
Ya le comentaré a mi amigo lo del séptimo sentido pero seguro que me lo echa por tierra como siempre. Saludos. Borgo.

Alimaña dijo...

Vaya con tu amigo Miquel, desmoronando mitos jajajaja. Si así fuera nos quedaríamos sin superhéroes, ya que casi todos desafían las leyes de la física.
Dile a ese señor que venden unas dianas que no generan daño a los animales, de esa forma no desafiará otras leyes, como las del equilibrio de la propia naturaleza.

Saludos Miquel

Mr. Lombreeze dijo...

Que noooo, ¡¡¡que el hombre invisible es invisible porque sus células externas refractan la luz en lugar de reflejarla y los demás no podemos verlo!!!. El hombre invisible tiene todo en su sitio.

Yo, si fuera invisible, me dedicaría principalmente a robar pequeñas cantidades de dinero de las sucursales bancarias de toda España y de las mansiones de los ricachones que presumen en la tele de lo bien que viven (para no dar ni golpe y vivir de lo robado "a los ricos", o sea un Robin Hood pero tó pa mí). Lo de fisgonear en vestuarios y demás, pues no sé.., es que la gente normal en pelotas no somos tan atractivos como nos hacen creer en las pelis de adolescentes salidos...

miquel zueras dijo...

Hola, Alimaña.Recuerdo un día que veíamos "La humanidad en peligro" con las hormigas gigantes y me dice: "Un insecto de ese tamaño no le podrían aguantar las patas" Yo le dije: "Joer, Ramón, que estamos viendo una peli de ciencia ficción y no un National Geographic" Bueno, al menos lo distraigo viendo películas de vez en cuando y no se va a matar bichos. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Mr. Lombreeze. Me quitas un peso de encima y vuelvo a mis fantasías inmaduras. Me gustaría mucho que te hicieras invisible y te colaras en casa e Carmen Lomana y te llevaras hasta los yogures de la nevera, eso sería justicia divina. Saludos. Borgo.

Sincopada dijo...

¡Jajajaja!, pero qué fatal estáis todos, vaya mentes las vuestras...yo recuerdo haber visto una versión en b/n del hombre invisible donde el tipo era un cabrón antipático de 3 pares de narices. Así que no penséis que "tol monte es orégano", porque no.

Kisses!!

miquel zueras dijo...

¿Qué tal. Sincopada? Posiblemente esa versión es la de James Whale en la que el hombre invisible aprovecha para hacer toda clase de perrerías como poner un hostal patas arriba, robarlñe los pantalones a un policía y cosas así. Es lo que tiene la invisibilidad, te suele volver gamberrete. Kisses. Borgo.