sábado, 23 de julio de 2011

UN PAR DE CURIOSIDADES SOBRE LIBROS


Cuando se dice que un libro se cae de las manos solemos referirnos a una lectura que se nos hace muy cuesta arriba terminar. La prestigiosa editorial británica Penguin Books ha publicado los resultados de una encuesta entre 5.ooo lectores de edades comprendidas entre 14 y 55 años para averiguar cuál es el libro más vendido y a la vez más abandonado antes de llegar al final en los últimos 10 años. Ganador: Harry Potter y la piedra filosofal; el primero de la saga.
Según Penguin Books la novela de J. K. Rowling sería el libro más caído de las manos de la historia reciente. La verdad es que ya me siento un poco menos bicho raro pues me daba apuro reconocer que no he conseguido ir más allá de la página 100 de una obra que cuenta con tantos entusiastas seguidores. Lo comento con Gemma, una amiga propietaria de una librería y me dice: “Con la gran promoción publicitaria que tienen esos libros muchos se los compran compulsivamente –coge un ejemplar de Harry Potter y lo sospesa-, pero mira que tocho. Hay que ser un lector entrenado para poder con 260 páginas de letra menuda”.
Random House ha hecho una encuesta similar en Estados Unidos; el primer puesto ha sido para El Código Da Vinci de Dan Brown.



EL TIMO DE GROFAZ

En la editorial Arrow Books, distribuidores en el Reino Unido de los libros de Sven Hassel, se frotaban las manos. El escritor danés afincado en Marbella había interrumpido su retiro de casi 30 años para entregar un nuevo libro: Grofaz. El célebre Quinteto de la muerte (Porta, Hermanito, el Viejo, el Legionario y Sven) se encuentran disfrutando de un permiso en Berlín cuando se produce el fallido atentado contra Hitler –Operación Walkiria- del 20 de julio de 1944. Me encargaron esta portada, mi octava para la serie de Sven Hassel. Cuando el libro ya estaba en maquetación recibieron la visita del representante legal de Hassel para advertirles de que el verdadero autor de Grofaz es un impostor que actualmente está en paradero desconocido después de vender los derechos a otras dos editoriales.
Bueno, al menos los ingleses me han pagado la portada. Thank You.

42 comentarios:

ricard dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ricard dijo...

En 1980, Sven Hassel vivía en Barcelona, en un piso cerca de Francesc Macià. Lo sé de primera mano porque, como por aquel entonces aún quería ser escritor y encontré su nombre en la guía, fuí allí para pedirle consejo. Bueno, lo confieso, y para que se leyera un mecanoscrito malísimo que yo en mi inocencia juvenil pensaba que era la obra cumbre de la literatura (lo de buscarse a Hassel como "asesor literario" ya no era inocencia sino pura gilipollez). Me abrió la puerta él mismo pero no dijo ni mu y pasó el testigo a una secretaria con la misma pinta que la institutriz de los dibujos de "Heidi" y marcado acento alemán, que me despachó rápidamente aunque no llegó a usar la fusta, que quizás dejó olvidada en algún campo de exterminio. Recuerdo que Hassel era viejo, de modo que en la actualidad debe tener como 150 años...

Reconozco que es una anécdota chorra pero a la par entrañable. ¿O no?

Clementine dijo...

Pues sí, Miquel, al menos te pagaron la portada, vaya historia... Ni idea de lo que significaba esa expresión que comentas y qué curioso que sea el primer libro de Harry Potter el elegido. Yo no me he leído ninguno, tan sólo vi la primera película que no me entusiasmó pero me pareció correcta. Besos, Borgo.

SqSmaravillosa dijo...

Hola Borgo. Todo lo relacionado con Harry Potter, no llama mi atención ni lo más mínimo: es que a mí los libros de este tipo de género tan fantasioso no me han gustado nunca. Ahora estoy leyendo un libro que contiene varios relatos, el primero de ellos "La buena tierra"de Pearl Buck, y me parece estupendo. Con "El código Da Vinci, me llevé una gran decepción, no llegué ni a comprarlo, ya que me lo prestó mi hermana, y ni siquiera pude acabarlo.Por cierto la portada del libro es original y "maravillosa", como todo lo que tu haces. Un beso.

miquel zueras dijo...

Hola, Ricard. En esa casa de Urgell con Pza. Macià (entonces aún Calvo Sotelo) vivía también un compañero de clase y me acompañó por ese mismo año más o menos a pedirle a Hassel que me firmara un libro. Esa mujer que dices debía ser su esposa que hablaba castellano con más soltura que él. Hassel me firmó un ejemplar del libro que aparece en pequeño: "The Bloody Road to Death" (La ruta sangrienta, quien me iba a decir que años más tarde haría esa portada)"Para Miquel Suárez (se equivocó con el apellido) con muchos saludos de S. Hassel". Nació en 1917, tendrá ahora 94 años pero vive retirado y sin conceder entrevistas -a lo J.D. Salinguer- en Marbella.
Una anécdota entrañable, si quieres contar más esta es tu casa. Borgo.

Isabel dijo...

Anda, creí que ayer había escrito un comentario ?¿?.
Me alegro que te pagasen la portada, yo no me he leído ninguno de Harry Potter, creo que la escritora tiene su mérito, pero no puedo con el código da Vinci que sí lo leí, me parece malísimo, aunque sí, reconozco que es muy interesante lo que desvela de la obra de Leonardo da Vinci. Besos
(Me encantan las portadas, pondría música de jazz de fondo).

miquel zueras dijo...

Hola, Clementine ¿Nunca lo habías oído? es una expresión corriente. Bueno, menos mal que no lo ves extraño, todo el mundo me miraba con ojos de plato: "¡Qué no terminaste Harry Potter"!? y eso que la mayoría de sus seguidores dicen que el primer libro es el mejor de la saga.
Creo que hay tantos libros que leer que si uno no consigue "atraparte" es mejor pasar a otro. Besos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, SqSmaravillosa. Vaya, Pearl S. Buck, era una escritora que no faltaba en la biblioteca de mis padres junto a Somerset Maugham y Vicky Baum.Yo he leído "El albergue de la Sexta Felicidad" (me encanta ese título) y me gustó mucho. Además hay una bonita película que seguro habrás visto con Ingrid Bergman. Me alegra que te hayan gustado las portadas, lástima que "Grofaz" se quede inédita. Besos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Isabel. Yo ni lo empecé pero todos los que conozco que probaron a leer el "Código..." ninguno llegó hasta el final porque les pareció un bodrio sobrevaloradísimo. Gracias por lo de las portadas. El jazz es estupendo para trabajar. Ayer hice una portada acompañado con la música de Charlie Parker. Besos. Borgo.

Quimérico Inquilino dijo...

Curioso lo que cuentas aunque más estupendas aún esas anécodtas que Ricard y tú contáis relacionadas con vuestro encuentro con Hassel.
Paa Harry me pilla un poco talludito ahora, reconozco ser uno más de los que no pudieron terminar "El código..." a pesar del compromiso que me puso un amigo prestándome su ejemplar: "Tienes que leerlo. Es increible". Y sí, era increiblemente malo. Al poco tiempo, -sin que con ello admita que halla relación alguna- le diagnosticaron una enfermedad mental a mi amigo.

Saludos

miquel zueras dijo...

Hola, Quimérico. La verdad es que recuerdo perfectamente el encuentro: Hassel tendría 60 años, fornido, gruesas gafas de miope y disimulaba las entradas peinándose hacia delante como los antiguos romanos. Poco después publicó "Ejecución" y desde entonces... silencio.
"El Código Da Vinci" es de esos típicos libros que dices: "mejor espero a que hagan la película" aunque ésta no era tampoco una maravilla. Borgo.

PEPE CAHIERS dijo...

Recuerdo que cuando era pequeño salté de leer Mortadelo y Filemón a "2 años de vacaciones" de Julio Verne y no lograba pasar de las primeras 50 páginas. Aún tengo una deuda pendiente con ese libro. De más mayor recuerdo abandonar "El cuarto protocolo" de Frederick Forsyth porque, a diferencia de la película, aquí el autor nos coloca una tediosa disertación sobre el grupo laborista británico que no hay quien la aguante.

Clementine dijo...

No, creo que nunca he oído esa expresión. De acuerdo contigo, si un libro no te atrapa para qué seguir con él, lo de leerlo por leerlo o porque esté de moda ese libro en concreto no va nada conmigo. "El albergue de la sexta felicidad" es una película preciosa con una musiquilla, además, inolvidable. Besos, Borgo.

Licantropunk dijo...

La primera no me extraña. Sí me gustaría saber cuál es el libro más vendido y que casi todo el que lo ha comprado se lo ha terminado, devorándolo, además.
En cuanto al timo, sí me extraña, sobre todo que haya llegado a maquetación y al diseño de la portada, sin que se hicieran las más sensatas comprobaciones como, por ejemplo, hablar con el autor, que para eso aún sigue vivo.
En fin, te dejo que tengo que mandar un paquete a nombre de Kafka... A ver si cuela.
Saludos.

Mario dijo...

Yo suelo criticar los grandes bestsellers -no todos que hay unos muy buenos- pero mira que termino leyéndolos igual, no me aguanto y con eso de que hay que tener fundamentos termino leyendo lo que no me gusta. Admito que me gustó Larsson, y con el Código Da Vinci tuve cierta diversión si bien no me atrapó tampoco demasiado. No hace mucho tuve una epifanía, he visto las seis primeras cintas de Harry Potter con entusiasmo, pero en la séptima me dije ¿por qué no lees el libro? y dejé de ver la película y la última tampoco la voy a ver, todo por leer el libro y eso que también lo he criticado pero con tanta algarabia me veo en el asunto de descubrir si amaré o no la obra de Rowling. No digo más que incluso tengo los tres tomos de "El señor de los anillos" y mira que me quedé dormido en el cine con la primera, encima vi los tres filmes. Soy trágicamente masoquista. Sobre tu arte muy bonito trabajo, te felicito. Un abrazo.

Mario.

Aris dijo...

la porta es guapa! que mala suerte, yo monté todo un packaging, folletos revistas de un producto farmacéutico y cuando fue el momento no salió por no se que causas y me pagaron solo los bocetos...los originales dijeron que como no se imprimieron pues ellos no lo pagaban...

miquel zueras dijo...

Hola, Cahiers. Me gusta Verne pero reconozco que a menudo -como en "Viaje a la Luna"- se pone muy pesado con sus descripciones científicas como queriendo demostrar que es un autor serio. Forsyth tenía el defecto de tardar mucho en entrar en materia aunque no tanto como John Le Carre que ese podía ser de lo más pelmazo. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Clementine. Eso creo, es mejor intentar encontrar esos libros que emocionen. Tengo que volver a revisar "El albergue..." porque no recuerdo su música. Es una muy buena película, Ingrid Bergman está fantástica y por eso perdonas ver a un imposible Curd Jürgens haciendo... ¡de general chino! Besos. Borgo.

Marcos Callau dijo...

Pues no has salido mal parado de tan extraña historia, Miquel. Hay que ver cómo tima la gente. La verdad es que no he leído ni a Harry Potter ni "El código Da Vinci" pero no me parece mal que ocupen los primeros puestos de esas clasificaciones tan desalentadoras. Un abrazo.

Worc dijo...

Lo de Harry Potter lo tengo que probar porque tengo los tres primeros y todavía no les he hincado el diente. A mi me ha pasado eso con el Cuarteto de Alejandría, no he podido pasar del centenar de páginas del primero de los cuatro tomos. De todas maneras me pasó con las cuatrocientas primeras páginas de Los Pilares de la Tierra de Follet pero aguanté como un machote y resulto ser uno de los mejores libros que he leído.

Un saludo y muy chula la portada aunque no se acabara publicando.

miquel zueras dijo...

Hola, Licantropunk. Pues seguro que el más vendido y que todo el mundo se ha leído entero es "¡Indignaos!" que sólo tiene 60 páginas y letra gordita, no cuesta mucho.
Bueno, a ver si te sale bien lo de Kafka, suerte. Borgo.

miquel zueras dijo...

Muchas gracias, Mario, celebro que te hayan gustado las portadas. También me gusta Larsson pero no tengo ningunas ganas de leer el Código por lo que me dijeron los que leyeron (o comenzaron, mejor dicho) el libro. Ah, y si no lo digo ya reviento: ¡Las portadas de Harry Potter son horribles!!! Abrazos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Aris. Bueno, al menos te pagaron los bocetos que yo tengo historias de pufos a punta pala. Los ingleses son legales porque aquí funciona lo de "si no se publica no se paga". Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Marcos. Pues francamente creo que no te pierdes nada y ya ves que las editoriales no están libres de los timos. Por cierto que mi libro más que caído de las manos es "El Hobbit" de Tolkien, tres veces he intentado acabarlo y las tres ha acabado en el estante sin conseguirlo. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Worc. Bueno, es que El cuarteto de Alejandría es bastante durillo. Los Pilares... me lo han recomendado bastante, un día de estos he de probar. Gracias por lo de la portada. Bueno, la pongo en el blog y así no queda del todo inédita. Abrazos. Borgo.

Möbius el Crononauta dijo...

Yo creo que ya soy muy mayor para Harry.

Pues vaya, menos mal que la pagaron sí. ¡En España a saber!

miquel zueras dijo...

Hola, Möbius. Sí, quizás fuera eso, que a mí también me ha pillado mayorcito.
En España es muy probable que me hubiera quedado sin pagar como me ha pasado otras veces. Aquí soy como "El gran Vázquez" sólo que los pufos me los hacen a mí. Saludos. Borgo.

natsnoC dijo...

Yo he leido "El Código Da Vinci" y me pareció entretenido pero simple. Los de Harry Potter no los he leído pero tengo un buen puñado de amigos que se los empezaron a leer antes de que saliera la primera peli y siempre me han dicho que me encantarian y que (por supuesto) son mejores que las pelis.

La historia del timador de Hassel, si el libro pasó por suyo debía de tener algo, digo yo. ¿O hubieran publicado cualquier bazofia sin leerla siquiera?

miquel zueras dijo...

Hola, natsnoC. Los editores publican cualquier bazofia siempre que el nombre del escritor asegure las ventas. Ahora pienso en el último libro de Houllebecq o Chuck Palaniuk que entusiasmó a muchos -yo incluido- con "El club de la lucha" y sus dos últimas novelas "Nana" y "Snuff" son una chufa como diría Bart Simpson. Sé que en el departamento de lectura dijeron que el supuesto libro de Hassel era fiel a su estilo y les corría prisa por publicarlo pues en Inglaterra se venden muchos libros en julio. Saludos. Borgo.

Von Kleist dijo...

Buenas Miquel

Sobre "El código Da Vinci" decirte que es uno de esos libros que lees del tirón, pero que luego no recuerdas demasiados. A mi me entretuvo, pero nada más.

Uno que estuvo a punto de caerseme de las manos fue Milleniun 2 sobre todo por las parrafadas que soltaba Stieg Larsson en algunos pasajes, enumerandote hasta los muebles de IKEA que compraba Lisbeth Salander... aunque al final lo terminé, con esfuerzo, eso si.

Y de los clásicos, el que no pude aguantar y me rendí al llegar a la página 80 fue "Rojo y Negro" de Stendahl, el cual será una obra maestra, no lo dudo, pero a mi me desesperó desde el minuto uno.

Saludos

David dijo...

Supongo que aparte de ser los libros más caídos, también habrán sido muy leídos (no lo sé). Me alegro de que los ingleses te pagaran la portada (era lo mínimo; el problema no fue tuyo).
Un saludo.
PD: Curiosa la anécdota de Ricard.
PD2: No he leído ninguno de los de la saga de Harry (pero mi hijo los leyó todos; no descarto hacerlo algún día, pero me da pereza, y antes cogería la trilogía de Philip Pullman ). No leeré jamás lo de El código (eso no me interesa nada).

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Von Kleist? Me gusta Larsson pero le pasa como a Tom Wolfe, se alarga demasiado con la trama y sobre todo las descripciones. Me pasa como esas películas que duran más de dos horas y casi siempre se echa de menos más tijera en el montaje final.
Stendhal es un autor dificil y es que los escritores de esa época (Balzac, Victor Hugo...) también abusan de las descripciones. Cuando aparece un personaje te cuentan toda su vida aunque eso no tenga ninguna importancia en la trama. Gracias por pasarte por aquí. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, David. Pues en una publicación española me encargaron una ilustración para un relato de Lucía Etxebarría, la escritora se enfadó con esa revista por publicar una foto de ella haciendo topless en la playa y se negó a que publicaran el relato. No fue culpa mía (no suelo hacer fotos a la Etxebarría en topless) pero me dijeron que no se iba a publicar y por lo tanto no se cobraba. Toma ya.
Pullman, el de "La materia oscura", algún día he de empezar a leerlo a ver que tal. Saludos. Borgo.

Sr Nocivo dijo...

Nunca me hubiese imaginado lo de Harry Potter y lo de el Código DaVinci, no por su calidad, porque no son unas obras maestras precisamente, sino por lo fáciles y rápidos que son de leer.

Como bien dice al menos le han pagado la portada.

Stardust dijo...

En primer lugar, enhorabuena por el post porque me parece muy interesante. Para no enrollarme como comentarios:
1) Creo que, aparte de la historia, uno delos aspectos más importantes para que enganche un libro es el formato. Donde estén los capítulos cortos y con un tamaño de letra aceptable, que se quite lo demás.
2) Yo si leí el Código, y me enganchó. Leí los otros de Dan Brown aunque al final quedé un poco saturado y le cogí un poco de tirria (eso si, mejor el libro que la peli).
3) También me veo un poco mayor para Harry potter, me da igual en libro que en película. Vi la 1ª y no es para mi.
4)Me va pasando 2 veces con El nombre de la Rosa, no soy a él y mira que me gustó la peli, pero el libro no hay manera.
s2!!

miquel zueras dijo...

Hola, Sr. Nocivo. Bueno, Harry Potter sí que es fácil de leer lo que pasa es que a mí no me atrapó y para poder terminar un libro se necesita algo de complicidad. Puede que dentro de unos años vuelva a pillarlo y me guste como me pasó hace poco con "Bajo el volcán" que ese sí es dificillo. Saludos. Borgo.

Alimaña dijo...

Parece que en el segundo libro te has permitido un autoretrato jajajaja ataviado con con el traje de faena de los Regulares de Ceuta jajajaja.

Saludos de uno que estuvo en ferroviarios

miquel zueras dijo...

Bienvenido a Borgo, Stardust. También creo yo que el formato es importante, tiene que ser atractivo y fácil de leer. Es algo que no tiene mi ejemplar de "Dune" y quizás por eso nunca he podido acabarlo. Curioso lo que dices de "El nombre de la rosa" de Umberto Eco porque me pareció ameno y de fácil lectura, no como su posterior "El Péndulo de Foucault" que me costó bastante terminar. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Alimaña. Ja, ja. Bueno, la verdad es que tenía presente las maniobras que hacíamos en el rocoso Benzú con el lorenzo cayendo despiadado sobre nosotros, algo parecido al desierto que deben cruzar los protagonistas. Saludos. Borgo.

maslama dijo...

vaya, no conocía la expresión, ¡que tiene su gracia! A mí también se me cayó de las manos el dichoso Código, con la serie de Potter por el contrario estuve entretenida. Otro título que no pude acabar fue Los hombres que no amaban a las mujeres

tampoco conocía la anécdota de Hassel, menos mal que el representante se enteró a tiempo para detener el asunto, podría haber sido bastante penoso para la editorial..

besos,

miquel zueras dijo...

Hola, maslama. Vaya, pues ya somos dos. "El hombre que no amaba..." tampoco pude acabarla, quizás no iba yo muy dispuesto en ese momento.
Lo de Sven Hassel no sé muchos detalles pero parece que estaba muy bien montado, hasta envió fax con el membrete de su agente y cosas así, ya ves. Muchos besos. Borgo.

best pharmacy dijo...

a miu el CODIGO DA VINCI, me parecio un tanto aburrido,este libro irremediablemente estúpido. Está bien. Es algo que leer. No es el peor libro que he leído. Me hizo llegar a través de todo el asunto. Pero, simplemente, no es tan bueno.Ahora voy a proceder a la cita de otro crítico, Mer, que ha dicho exactamente lo que he estado diciendo por años-aunque ella lo hace mucho más elocuente.