viernes, 12 de noviembre de 2010

EL HOMBRE QUE NO PUDO DOBLAR A STEVE MCQUEEN


Yo no voy en moto pero a veces acompaño a mi amigo Pol al Ruta 66, un bar de moteros cerca de Cadaqués. Allí conocimos a Hervé Lazzaro, un espigado francés con casi setenta años admirablemente bien llevados. Durante los años 60 y 70 Lazzaro fue uno de los especialistas más solicitados del cine europeo para rodar escenas peligrosas en moto. Un día nos contó la anécdota de cuando le reclamaron en el rodaje de La gran evasión para la famosa secuencia en que Steve McQueen salta por encima de unas alambradas montando una BMW. No es fácil seguirle el hilo a Lazzaro por el batiburrillo de castellano, catalán y francés con que se expresa pero creo haber reproducido bien su historia:

Steve McQueen se empeñó en rodar él mismo la escena –que se iba a rodar en Suiza- sin dobles. El director, John Sturges, aceptó a regañadientes con la condición de que sería la última escena que rodarían con él por si sufría un accidente.
“Yo estaba en Marsella donde acababa de rodar una película con Lino Ventura cuando mi agente me llamó: tenía que ir a Suiza de inmediato. Sturges se subía por las paredes pues el rodaje de La gran evasión se alargaba más de lo previsto. Querían que estuviera presente cuando rodaran la escena de las alambradas por si McQueen tenía un percance; así podría sustituirle y terminar la película cuanto antes.

Me presenté en el set camuflado entre los técnicos –McQueen había amenazado con plantar el rodaje si acudía un especialista- y empezaron a filmar. La verdad es que McQueen lo hizo de maravilla; la escena se filmó en una sola jornada y no se tuvo que repetir ni una toma.”

El contrato de Lazzaro cubría los gastos de una semana, así que pasó unos días con el equipo de La gran evasión. El especialista no guarda un buen recuerdo de Steve McQueen: “Era muy divo, me dijeron que entre escena y escena se largaba a su roulotte sin hablar con nadie. Con el que sí tuve una buena relación fue con James Coburn, también muy aficionado a las motos. Los de atrezzo nos dejaron un sidecar del ejército alemán y nos fuimos a un lago a pescar truchas. Coburn y yo nos íbamos turnando entre la moto y el sidecar…”

17 comentarios:

PEPE CAHIERS dijo...

Efectivamente McQueen era muy divo. En "El coloso en llamas" tuvo sus más y sus menos porque quería que su nombre, en los títulos de crédito, fuera antes que el de Paul Newman. Se solucionó colocando los dos juntos, uno a la izquierda abajo y otro a la derecha arriba.

miquel zueras dijo...

Vaya, no sabía lo de los nombres... me recuerda a la célebre disputa entre Lola Flores, Carmen Sevilla y Marujita Díaz sobre el orden en que colocaban los nombres. El director. Luis Saslavsky, lo solucionó poniemdo en los créditos sus nombres cruzados en un aspa que giraba continuamente. Borgo.

Sr Nocivo dijo...

¡Que gran anécdota! Me encantan este tipo de historias sobre el mundo del cine.

miquel zueras dijo...

Hola, Sr. Nocivo. La verdad es que lo pasé muy bien escuchando las anécdotas de Hervé. Y eso que finalmente no pudo doblar a Steve McQueen pero lo contaba con mucho entusiasmo. Borgo.

Alimaña dijo...

Desconocía la faceta de "divo" de Steve McQueen, ¡Ay! no me destroceis uno de mis mitos, "Cazador a Sueldo" está entre mis películas favoritas de acción de todos los tiempos. Juntar a este señor con Eli Wallace fue muy grande...
Por cierto, buena anécdota Miquel, dicho sea de paso

miquel zueras dijo...

Tranquilo, Alimaña: cuando empecé a contar la anécdota a una amiga super fan de McQueen me dijo: "Ay, ahora no me digas que no era él quien saltaba las alambradas". Bueno, pues al menos es seguro que esa escena la rodó sin trampa ni cartón. Borgo.

Bargalloneta dijo...

Carai!!
no sabia això de'n McQueen!

Paztidifusa dijo...

Era un divo porque podía!! aunque no me ha hecho gracia lo de Paul Newman en el Coloso... siempre hay problemillas entre las grandes estrellas! Enhorabuena por la anécdota de conocer a este personaje, Lazzaro!

Licantropunk dijo...

Más leña para alimentar el mito, que no por eso va a arder: incombustible.
Y lo que hiciera entre toma y toma, en realidad poco nos debe importar. Y tampoco importa mucho que fuera él o no el que conducía la moto, ¿verdad? Esa es la magia.
Saludos.

miquel zueras dijo...

Ja ho veus, Bargalloneta, però això si: confirmat que va ser ell el que portava la moto a la famosa escena. Borgo.

miquel zueras dijo...

Bienvenida a Borgo, Paztidifusa. Muy buena la foto de tu blog con esa lápida con signos de admiración.
Lazzaro (Hervy para los amigos) es todo un personaje. Me contó anécdotas muy buenas de Belmondo, Fabio Testi y Jack Palance. Puede que publique alguna entrada más sobre él. Saludos. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Licantropunk. Pues sí, McQueen era una figura mítica que creo que no se hubiera resentido demasiado si al final no hubiera sido realmente él quien hizo esa famosa escena. Hay un papel suyo que me gusta recordar: el de jugador profesional de "El rey del juego" junto a Edward G.Robinson. Saludos. Borgo.

joanbcn dijo...

Tambien me declaro fan de McQueen, y por supuesto de Coburn tambien. Ambos coincidieron tambien en "Los 7 Magnificos", fabuloso western tambien de Sturges.
La escena de la moto es genial.
Borgo, Herve te comentó si lo doblaron cuando jugaba con la pelota en la nevera?. Por cierto, divertida la expresión del centinela alemán cada vez que oye la pelota golpear la pared.

Fanny Riffel dijo...

uf,cuantas entradas interesantes para ponerme al día!
esa película fue la responsable de que me medio enamorara de McQueen a los 10 años;la pasaban mas o menos fin de semana por medio en Sabados de Super Accion.y cada vez que la daban,mi madre me repetía que las escenas de la moto no habían sido hechas por ningun doble.
y si,se sabe que era muy divo,en mi caso gracias a la autobiografía de Ali McGrow.
muy buena anecdota,debe ser muy interesante charlar con este señor.

miquel zueras dijo...

Buenas, Joan: sí, ya recuerdo a aquel centinela de la última escena de la película cuando se aleja oyendo rebotar la pelota. Por cierto que esa escena fue parodiada con mucha gracia en "Evasión en la granja" con una gallina en una jaula de castigo haciendo rebotar una col de Bruselas. Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Fanny, aquí en España tembién era una película típica de TV los sábados por la tarde, la "Primera Sesión". Lástima que McQueen no pudiera protagonizar "Apocalypse Now" por problemas de salud.
La verdad es que Lazzaro es de lo más interesante, daría para dos entradas más por lo menos. Borgo.

Melmoth el errabundo dijo...

Estos post son una delicia, amigo, porque son como mojar un trozo de plan blanco y caliente en aceite puro de oliva. Las grandes películas nunca se acaban y hablar sobre detalles todavía las hacen más grande.

Abrazos