miércoles, 10 de junio de 2015

TRES CHORRADILLAS Y MEDIA

LOS VIAJES POR EL ÁRTICO DEL PROFESOR PEABODY
 Los esquimales findus de la isla Kelvinator son sumamente hospitalarios. Cuando llega un viajero lo agasajan ofreciéndole una de sus esposas, incluso el esquimal preparará la alcoba con velas, incienso (qué nadie sabe cómo demonios consiguen) y un sucedáneo de champán que en realidad es aceite de hígado de bacalao frappé. Mientras tanto, la mujer se acicala untándose grasa de foca en la cara. Rechazar a la esposa se considera una ofensa gravísima que se castiga con la muerte.
El problema es que los findus son espantosamente feos y ver a una de sus mujeres con la cara pringada de grasa tumba de espaldas a cualquiera. El viajero siempre rechaza a la esposa y el desairado marido lo decapita con un enorme cuchillo para curtir pieles y después ensarta su cabeza en una pica para que sirva de pinchito a los osos polares.

Conclusión: recomiendo encarecidamente evitar el poblado findus.
UN VAMPIRO DEVOTO
La reunión en el Salón del Reino se ha demorado y ya es de noche cuando Onofre Dip vuelve a su casa. Al transitar por una calle solitaria y escasamente iluminada es asaltado por una vampira de ojos como brasas encendidas que le clava sus colmillos con furia demente dejando a Onofre tendido en el suelo y muerto sólo en apariencia, pues a la noche siguiente despierta convertido en un sediento vampiro.
Ahora a Onofre le toca enfrentarse a un serio dilema: es un vampiro pero también un ferviente Testigo de Jehová, y su religión le prohíbe ingerir sangre. Se sienta frente al ordenador y navegando por internet descubre la solución: Leukocite; un preparado de sangre artificial conseguido por ingeniería genética.
 Sólo se puede adquirir con receta. Onofre se dirige esa misma noche a un hospital donde atiende un médico de guardia también miembro de la congregación. Cuando Onofre le expone su complicada situación le extiende rápidamente la receta.
Onofre ya tiene su nevera repleta de bolsas de sangre sintética pero también otro problema. Obviamente ahora tiene que limitar su actividad a las horas nocturnas, por lo que cuando llama a los timbres a las tantas de la madrugada para repartir ejemplares de La Atalaya es muy mal recibido por el vecindario que le arroja cubos de agua –en el mejor de los casos- o de basura en otros.
“Qué difícil es ser vampiro y Testigo de Jehová”, reflexiona Onofre mientras baja corriendo las escaleras perseguido por un enorme pitbull que le ha azuzado el skin del Sobreático.
SÍNDROME DE WENDY
Doña Purines Compost (q.e.p,d.) Fue, en vida, una persona que se desvivía en complacer a los demás.
En el tanatorio, uno de los presentes se acercó al ataúd donde reposaba Purines y comentó:
 -Mira, parece que esté dormida.
Y entonces Purines empezó a roncar.

58 comentarios:

Rafarrojas Rojas dijo...

: )
una gran sonrisa que me han sacado tus chorradillas.
después de leer hª de una escalera y bodas de sangre (por obligación, q no gusto), no sabes lo que se agradece.
Un saludo

PEPE CAHIERS dijo...

Lo de los esquimales fagor o kelvinator me recuerda a aquella curiosa película de Anthony Quinn, "Los dientes del diablo".
El relato del vampiro es genial y el chiste corto de la señora durmiente aún mejor.

Saludos

Juan Esteban Bassagaisteguy dijo...

Ya sé a dónde no voy a ir de vacaciones: a Kelvinator, justamente, ja.
El micro «Un vampiro devoto» es de los mejores que te he leído; me encantó y me hizo sonreír mucho. Muy bien diagramada toda su trama, de inicio a fin.
Y qué grande Doña Purines, je, je.
Las ilustraciones son geniales (me encanta ese vampiro volador).
¡Saludos!

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Rafarrojas? Eso es lo que más celebro oir, que alguien me diga que ha sonreído al leerme. Uf, "Historia de una escalera", literatura de boina, brasero y picadura selecta. Te compadezco. Vallejo era un buen escritor pero no muy alegre.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Cahiers! Sí, es un poco una parodia de aquella película en la que Nanuk ofrece su esposa a un misionero y se mosquea mucho cuando éste la rechaza y lo mata (ese, accidentalmente) qué bien estaba aquí Mr.Quinn...
Me alegra mucho que le hayan gustado las chorradillas.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Juan Esteban! Conviene hacer caso a los consejos de la Guía Peabody: evitar el poblado esquimal findus.
Me encanta que te hayan gustado los microrrelatos y el dibujo de ese vampiro fue para una portada de una novela que me gustó mucho: "La doncella de hielo" de Marc Behn, una divertida historia sobre unos vampiros que aprovehan sus poderes (volar, convertirse en neblina...) para robar en un banco.
Saludos!
Borgo.

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Otro detalle para problemas es que el termino "esquimal" se considera despectivo. Usandose oficialmente el termino inuit.

En cuanto al vampiro religioso, puede haber controversia. No necesariamente alguien mordido por un vampiro se transforma en un vampiro. Posiblemente el sufrido protagonista tendría que haber bebido sangre de la vampira, para completar la trasnformación, así que ya habría infrigido esa regla, que considero absurda.

miquel zueras dijo...

Bueno... en el diccionario español no figura "inuit". Algunos consideran despectivo el término esquimal, pero sobre eso no hay nada seguro pues "esquimal" es una palabra algonquina que según algunos significa "devoradores de carne cruda" (que no suena bien) pero según otros significa "cazador" y hasta hay otras teorías: "pescador", "los hombres de la nieve"... Entiendo, en cambio, que a los nativos americanos no les guste el término "indio" que es erroneo, ya que Colón creyó haber llegado a las indias.
La verdad es que en la mayoría de libros y películas de vampiros -y he visto la tira- hay suficiente con el mordisco para ser contagiado. Sí que en "Drácula principe de las tinieblas" Lee invitaba a beber su sangre a una de sus víctimas pero no recuerdo más casos.
Saludos!
Borgo.

abril en paris dijo...

Muy buenos los relatos, y tan bien acompañados de tus ilustraciones..jaja

A mí tambien me ha recordado la peli de "Los dientes del Diablo".Curiosa costumbre..muy hospitalarios los inuits, será para que el forastero entre "en calor" rápidamente y no se les quede congelado en medio del "salón" del iglú.(jaja)

Y lo del vampiro TJ. muy bien hilado,..qué faena.. precisamente la sangre..¡ah! y es cierto que hay sangre artificial..¡mira que forma de darle salida y evitarse rechazos y contagios! Lo que hay que sufrir por ser "devoto" o por ser vampiro jaja.;)

Saludos Miquel

UTLA dijo...

Estimado Mr. Borgo,
¡Ni osaré acercarme al poblado de los esquimales findus! Lo de la pica no asusta, después de todo los amables osos polares tienen su derecho a comer, pero eso de que te ofrezcan a la mujer de otro, untada en grasa de foca, no se yo... >_<
Buenísimo, solo tu podria mezclar un vampiro con un testigo de jehova, una aberrante combinación, sobre todo para quien sufre el despertar a las 4 de la mañana en su tibre de casa...¿Atalaya? ¿Yo pensaba que la revista era "Despertar"?
los fantasmas creo habertelo visto hace tiempo, simplemente espectacular. Yo no creo, y desaparece el mismo. jajaja
Un abrazo muy grande Miquel.
*nota*: no me olvido, no me olvido, acabo los examenes de inglés, y ... 9[_]*[_]P (brindis)

miquel zueras dijo...

Hola, Abril! Muchas gracias, es inevitable pensar en "Los dientes del diablo", aunque no he podido conseguir a Quinn. Me he documentado y he descubierto porque se frotan la nariz, para no quedarse con las bocas pegadas si la saliva se congela al darse un beso, curioso...
También he comprobado que existiera sangre sintética, con otro nombre, claro. Lo tiene crudo ese vampiro pero ganarse el cielo cuesta lo suyo.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Me alegra verte DE NUEVO por aquí, UTLA! Debe ser toda una experiencia estar con una embadurnada esposa findus y después enseñar las fotos en casa. Si sobrevives, claro. Eso de la grasa de foca creo que no sale en las "50 Sombras de Grey".
"Atalaya" es el nombre habitual de la revista (el original es "WachTower") Hace poco vinieron a visitarme con esos folletos que siempre parecen hechos por el mismo dibujante.
Sí, ese es el famoso cuento (del que se barajan muchos autores: Borges, Rhodes...) con un giro final.
Abrazos! Eso,no te olvides y te deseo mucha suerte en los exámenes!
Borgo.

Marcos Callau dijo...

Genial, Miquel. Me han encantado los tres relats y la viñeta final, muy en tu estilo. Me gusta cómo has dibujado el efecto de "desaparición" del fantasma. Y me ha encantado que hayas recurrido a las famosas cartas de las familias para poner al esquimal padre. Me ha llevado a los tiempos de la infancia, directamente. Habrá que evitar el poblado Findus, está claro, aunque, por una vez y sin que sirva de precedente, yo me sacrificaría condenándome al sexo, por muy fea que sea la mujer...es mejor que morir decapitado. Abrazos!

Alimaña dijo...

En Islandia tuve ocasión de ver esquimalas (si es que existe este palabro) y joder joder... Tienes que entrar muy sugestionado a un iglú para acostarte con una de ellas, y si encima va untada con grasa por la cara ya ni te cuento.

Saludos

David dijo...

A mí más que los relatos me ha gustado el chiste de los pingüinos. El del pobre vampiro testigo de Jehova más que gracioso, me parece muy original.
Un saludo.

Charly Hell dijo...

Un vamipiro testigo de jeová, jajajaja. Es genial!!! Que ocurrencia más buena.

Y doña Purines me ha recordado a una anécdota que siempre cuenta mi padre. Y es que según él, en el pueblo de al lado (cuyo nombre me guardaré para no herir sensibilidades), cuando alguien moría era costumbre ir a su casa a velarle durante la noche, cuando no había apenas luz eléctrica y en las casas se iluminaban con velas y candiles. En esto que estaban dos amigos velando a un finado, cuando uno de ellos en mitad de la noche tuvo hambre y salió a una viña cercana a coger unos racimos de uvas para él y para el compañero. Mientras, el que quedó en el velatorio tuvo la "brillante" idea de cambiarse por el fallecido y sentarlo en la silla mientras él se metía en la caja. Cuando vino el de los racimos, le ofreció a su acompañante:

- ¿Quieres uvas?
...
- Eh, que si queres uvas.
...
- Toma uvas, hombre!!!
...

Cuando estaba insistiéndole al cadáver sentado en la silla, el otro se levantó y dijo:

- Si no las quiere ése, dámelas a mi.

Y tal fue el susto y la impresión, que murió en el acto.

Las bromas de antes si que eran buenas, si...

Un saludo!!

miquel zueras dijo...

Gracias, Marcos! Bueno, el mérito de esos "efectos especiales" son del programa de dibujo. Los ordenadores te quitan mucho trabajo. Esas cartas del juego de las famílias despiertan mucha nostalgia, como el cluedo o los juegos Geyper.
Pues no sé... es que por lo visto son muy feas las pobres y en el Polo uno no debe estar muy motivado, la verdad.
Abrazos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hombre, Alimaña! Es verdad, tú estuviste cerquita de por donde exploraba el profesor Peabody. La verdad es que por muchas velas e incienso si el iglú no tiene calefacción o una triste bolsa de agua... no sé si uno puede estar a la altura.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, David! Es que los pingüinos son muy graciosos y agradecidos de dibujar, con ellos no tengo color. Al menos si suena el timbre de madrugada sé que no tengo nada que temer: es un vampiro testigo de Jehová.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Charly! Joer!!! vaya bromitas que se gastaban en ese pueblo. Esta anécdota la pilla Stephen King y hace un relato de los buenos. "Las uvas de la muerte", o algo así... creo que ya me viene a la cabeza una portada.
Saludos!
Borgo.

karin rosenkranz dijo...

Me has regalado una carcajada leyendo a Doña Purines.... Hoy la elijo a ella.
salludos

miquel zueras dijo...

Hola, Karin! Eso me gusta mucho, me encanta regalar carcajadas y que no falten... como tus haikus.
Saludos!
Borgo.

ricard dijo...

Bueno, si por ventura vas a parar a Kelvinator, recuerda aquello de "no hay mujer fea sino cubata de menos". Sin embargo, no sé si el champán a base de aceite de hígado de bacalao puede conseguir el mismo efecto.

A mi despacho vienen siempre unos testigos de Jehová porque mi secretaria no sabe mandarlos a paseo. A ver si les muerde un vampiro; fuera de horas de oficina, encontrarán cerrado.

En fin, muy buenos los relatos y también los dibujos. Un saludo.

arantza alvarerz dijo...

Hola Miquel, me he reído un montón con los relatos, a mi los pingüinos me gustan, aunque sean findus.
Y el del fantasma está muy bien, aquí estamos muy acostumbrados a eso, porque los tenemos muy cerca.

Conde de Salisbury dijo...

Ja, ja, ja ... muy buenos los tres relatos. Yo también vi "Los dientes del diablo" y recuerdo la secuencia. En vez de decir "follar" decían "reir" ¿cosas de la censura franquista? La historia también me ha traido a la memoria una canción que cantaban Los Chiripitifláuticos allá por el final de los años sesenta o principios de los setenta: "Juanito el esquimal vive en una casita de hielo, y no tene frío, no le importa el dinero ...", me temo que hay que ser muy mayor para acordadrse de eso. El pobre vampiro devoto tampoco debería decepcionarse tanto, seguro que a las doce del mediodía tampoco era bien recibido en ningún domicilio. Además, como les dijo un conocido mío que era ateo: "Si no creo en la religión católica, que es la verdadera ¿cómo esperas que crea en la tuya?".

Conde de Salisbury dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Conde de Salisbury dijo...

Y se me olvidaba ... con respecto a la esquimal untada de grasa de foca, como reza un cartel en un bar de mi ciudad: Nobody is ugly after 2 a. m.

JLO dijo...

mas allá de todo, esa imagen del murciélago que hiciste me parece muy lograda, muy...

la forma de esa ala (?) es de un imaginación muy elaborada.... es más, la voy a poenr en mi laterla porque justo tiene que ver y me gustó, eh dicho.... salu2 master....

Clementine dijo...

Genial, genial, genial entrada, Miquel, de las de sonrisa continua.
:):):):):)
Y... ay, ese padre esquimal de esa (ya) clásica baraja de cartas...

Muchos besos, Borgo, y muy buen finde.

miquel zueras dijo...

Hola, Ricard! Seguro que sí, buena frase, pero un cubata de hígado de bacalao puede hacer maravillas.
Me temo que nada puede ahuyentar a los testigos de Jehová, pero si son vampiros puedes recurrir al ajo. Un chiste: "¿Quieres ser testigo de Jehová?" "Hombre, ni siquiera he visto el accidente."
Me alegra que te gusten los relatos y los dibujillos.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal, Arantza? Me alegra mucho que te hagan reir los relatos. Pinguinos y fantasmas, buena combinación. Probaré con un relato sobre un pingüino fantasma.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Conde! Yo también recuerdo ese detalle del doblaje español en "Los dientes del diablo", y eso que Woody Allen dice que el sexo es lo más divertido que se puede hacer sin reir. Me temo que yo también recuerdo esa canción del esquimal... ya tengo unos años, suficientes para recordar al Capitán Tan, en él pensaba para el personaje de Peabody.
Muy buena respuesta. A mí me caen bien los pastafaristas. Pronto les dedicaré una entrada en el blog.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola de nuevo, conde. Una verdad como un templo. En mis épocas de mala racha no le hacía yo ascos a ningún cutis femenino pringafo de grasa de foca. ¿Ha sonado muy rarito?
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, JLO! Esa imagen fue para una portada: "LA DONCELLA DE HIELO" de Marc Behn, una buena novela de vampiros y humor. Pues nada, si te gusta el ala toda tuya, y hasta la pechuga si quieres, no me llevo derechos de autor.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Damas y caballeros: Día de luto oficial en Borgo. Acabo de enterarme del fallecimiento del gran Christopher Lee, mi actor favorito (No, no es que viva debajo de una piedra, es que estoy fuera de Barcelona y no me acordé de mirar las noticias) Drácula, Fu Manchú, Frankenstein, Holmes, Saruman... Gran actor para inolvidables personajes. Hasta siempre.
Borgo.

DULCINEA DEL ATLANTICO dijo...

Gracias Miquel por estas chorraditas, me reí cantidad, pero la más de la más es la del esquimal jejeje, pobre turista. La del vampiro testigo de jehová no tiene desperdicio. Las viñetas son muy buenas.
Repito las gracias Miquel, es un honor contar con estas cosas, así uno comienza mejor el día.
Besos
Puri

miquel zueras dijo...

Hola, Clementine! Me anima mucho que te diviertan mis chorradillas. Las cartas del juego de las famílias... les debo mucho por distraerme en aquellas tardes de verano lluviosas con la única distracción de un episodio de Los Picapiedra en blanco y negro. Qué tiempos...
Besos, Clementine y que tengas muy buen finde!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Dulcinea! Me gusta mucho saber que te han hecho reir, para eso están las chorraditas. Ha sido una versión a mi estilo -pasado de vueltas- de "Los dientes del diablo". Dedicado a todos los Nanuk.
Espero que también termines bien el día. Gracias y un beso (o un frote de nariz a lo esquimal)
Borgo.

Clementine dijo...

Los Picapiedra en blanco y negro... eso tiene que estar muy bien :)

Vaya, no sabía que era Christopher Lee tu actor favorito, hubiera apostado por Bela Lugosi en tu caso. Bueno, tú piensa que ahora mismo estará ya pasándoselo en grande con Cushing, Carradine, Lorre, Price, Karloff, Lugosi... ¿me dejo alguno, verdad? :)

Clementine dijo...

... y Lon Chaney, Jr. Que me lo dejaba... :)

Ana Bohemia dijo...

Geniales los relatos, los tres tienen su guasa. Me encanta esa facilidad para el humor que tienes y para recrearlo tan bien con tu propia cosecha de viñetas, eso es tener talento y creatividad.
Saludos
:D

Doctora dijo...

No sé si como para matar a la gente, pero después de todo el despliegue que montan los pobres esquimales, que les rechacen está muy feo. No me extraña que se ofendan, eso está muy feo :P

Cristina dijo...

Hola Miquel!! Qué buena entrada, me ha encantado. Eso de los esquimales findus es verdad, o producto de tu imaginación? jajajja, se oye tanta cosa rara por ahí que ya no sé distinguir entre la realidad y la ficción.

Si que debe ser complicado ser de Jehova y vampiro, tanto como ser católico practicante estar casado por la Iglesia, y tener una doble vida por ejemplo en la que ejerces de gigoló, casos peores se han dado jajajaj.

La historia final es magnífica, hasta muerta quiso quedar bien la pobre.

Lo dicho: me ha encantado.
Un besazo Miquel

arantza alvarerz dijo...

lo de Purines está muy bien, se me había olvidado decirte, tengo una tía que se llama así, jajajajajajajaja y podría pasar tranquilamente lo que cuentas.
Espero ese relato del pingüino fantasma, a poder ser que sea azul, me encantaría.

miquel zueras dijo...

Hola, Clementine! También me gusta Lugosi aunque era un tanto limitado como actor. Menudas reuniones se deben montar este grupito al que además de Lon Chaney jr. también añadiría Paul Naschy pues eran amigos e incluso tenían el proyecto de rodar un "Don Quijote" juntos. Habría sido digno de verse.
Besos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Ana! Muchas gracias. Un poco de humor nunca viene mal, imagina cómo sería el mundo sin él. Me gusta mucho compartir esos relatos y viñetas con vosotros.
Saludos y buen fin de semana!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Doctora. Se entiende, los esquimales son gente muy sensible (dicen que el frío predispone a la melancolía) y además con la poca vida social que deben tener eso del rechazo debe sentar fatal.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Cristina! Lo que es seguro es que Findus podrían tener un detalle conmigo (unas cuantas cajas de croquetas, por ejemplo) por hacerles un poco de propaganda.
Yo creo que es complicado vivir según la religión de cada uno. Lo que me molesta es cuando se ponen en plan "no comas eso" o "No tomes eso otro". Empezaron muy pronto con lo del árbol y las manzanas ¿no tendrían que estar prohibidas?
Me alegra muchísimo que te hayan gustado las chorradillas. Besazos y que tengas un maravilloso fin de semana.
Borgo.

miquel zueras dijo...

Hola, Arantza! ¿En serio se llamaba Purines? Debe ser curioso tener el mismo nombre que unos residuos orgánicos. Bueno, yo he conocido a más de una Puri y una Purita.
Un pingüino fantasma y azul, me encanta como título. Gracias por la idea.
Saludos!
Borgo.

Inma_Luna dijo...

Pues para mi que mi vecina es una findus pq es fea, grasosa chorreosa y guarrosa...
Me he reído una vez con tus cosas.
Gracias por ello.
Un beso enorme y buena semana

miquel zueras dijo...

Hola, Inma! Uf, pobre vecina... no sé porqué me da que no te cae muy simpática, claro que con tantos movimientos migratorios que hay actualmente puede que tengamos algunos findus por nuestras ciudades.
Gracias a ti, Inma. Me encanta cuando alguien me cuenta que se ha reído con mis historias. De algo tenía que servir mi enfermiza mente.
Besos! y lo mismo te deseo.
Borgo.

Marga dijo...

Jajaja, siempre me haces pasar un buen rato con historias reales, o no, y disparatadas... y cómo se agradece un lunes!

Saludos esquimales

miquel zueras dijo...

Hombre, Marga! Y yo te agradezco que vengas a visitarme, en lunes o jueves. Ya sabes, aquí encontrarás historias más o menos disparatadas y dibujitos.
Saludos nasales esquimales!
Borgo.

Nury ruri dijo...

Muy buenos los relatos. Me he reido mucho.
A las mujeres espero que no nos ofrezcan esas cosas los esquimales. De todas formas no creo que les haga una visita, no me gusta nada el frío.
Saludos.

Éowyn dijo...

Hola Borgo,
Tiene miga los de estos esquimales findus.
Jajaja! El vampiro deboto! “Qué difícil es ser vampiro y Testigo de Jehová” jajaja! Ay! Doña Purines, qué grande! Me has sacado una gran sonrisa, que buena falta me hacía. Los relatos, geniales y las ilustraciones, como siempre, fantásticas!

Charly, vaya broma se gastaron esas personas!

Saludos!

miquel zueras dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
miquel zueras dijo...

Hola, Nury, y gracias! Pues no sé si la costumbre es la misma cuando se trata de una viajera. En cualquier caso entre lo del frío y la carne agusanada (En "Los dinetes del diablo" la comían así) no parece un lugar muy atractivo para ir de vacaciones.
Saludos!
Borgo.

miquel zueras dijo...

¿Qué tal Éowyn? Me ha gustado mucho saber que estas chorradillas te han sacado alguna sonrisa que siempre vienen muy bien. Muchas gracias y sí, qué fuerte el relato -este, verídico- de Charly Hell.
Saludos!
Borgo.